Imágenes de una cámara de seguridad muestran el momento en que un policía de Arkansas, Estados Unidos, fue asesinado en su patrulla por un pistolero que le disparó diez veces en la cabeza.

El oficial Stephen Carr fue asesinado en el estacionamiento trasero del cuartel general de la policía en Fayetteville, Arkansas, a las 9:42 p.m. (hora local) del 7 de diciembre, mientras estaba sentado en el asiento delantero de su vehículo policial.

Las autoridades dijeron que London Philips, de 35 años, se acercó al vehículo del oficial Carr y le disparó a quemarropa. Otros dos oficiales más tarde dispararon y mataron a Phillips.

La Oficina del Sheriff del Condado de Washington dio a conocer el video de la escena y los detalles de la autopsia el viernes.

También se reveló que el asesino seguía a los grupos que se oponen a la ley en sus cuentas de redes sociales.

Una declaración oficial publicada en Facebook no identificaba a los grupos ni su nivel de interacción con ellos.

La policía ha dicho que Phillips estaba “buscando a un oficial para matar” cuando le disparó a Carr.

Las autoridades publicaron cinco videos del incidente del viernes.

Uno de los videos muestra a Phillips acercándose al vehículo patrulla de Carr por detrás. Más tarde le muestra disparando al vehículo mientras se aleja y recarga su arma.

Los videos adicionales mostraban a Phillips caminando por la acera antes del tiroteo; agentes saliendo de la puerta del departamento de policía después del ataque con sus armas desenfundadas; Phillips entrando a un callejón entre el departamento de policía y el edificio del tribunal de distrito, y agentes buscando a Phillips antes de “comprometerlo” en el callejón.

La policía dijo que “dudaron en publicar el video de lo que ocurrió esa noche debido a la naturaleza atroz de este crimen, pero en un esfuerzo por mantener al público informado de lo que sucedió exactamente esa noche, estamos publicando el video del incidente junto con los resultados de los hallazgos preliminares del Médico Forense del Estado de Arkansas”.

La policía también dijo que compartieron los videos con la familia de Carr antes de hacerlos públicos.

La oficina del sheriff dijo que Phillips disparó un total de 16 balas y había recargado su arma con otro cargador lleno que contenía 17 balas.

Los resultados preliminares de la autopsia mostraron que a Carr le habían disparado 10 veces en la cabeza y que cualquiera de esos disparos habría sido fatal, dijo la oficina del sheriff en la declaración.

Las autoridades dijeron que Phillips recibió seis disparos de los otros oficiales.

El arma que Phillips usó para disparar a Carr era una pistola semiautomática de 9 mm que compró legalmente en 2017, dijo la oficina del sheriff.

Phillips llevaba una caja llena de municiones, que contenía 50 balas, y tenía una caja parcial que contenía otras 32 balas en el momento de su muerte, dijo la policía.

El cabo Seay Floyd, la oficial Natalie Eucce y el sargento James Jennings fueron nombrados como los oficiales de policía que buscaron a Phillips después del tiroteo, según el Northwest Arkansas Democrat Gazette.

Floyd y Eucce -que se graduaron en la misma clase de la Academia de Entrenamiento de la Aplicación de la Ley de Arkansas que Carr- ambos dispararon contra Phillips y han sido puestos en licencia administrativa pagada por política policial, dijeron las autoridades.

El jefe de policía de Fayetteville dijo el domingo que Phillips tenía una “breve historia” con su departamento.

La policía recibió una llamada en diciembre de 2018 sobre Phillips haciéndose pasar por un oficial de policía, dijo.

En abril, Phillips empeñó un arma en una casa de empeño local. Reynolds dijo que el dueño de la tienda no devolvería el arma porque Phillips tenía una tarjeta de marihuana medicinal, lo que descalifica a alguien para poseer un arma en Arkansas.

La policía había dicho que Carr fue contratado por el departamento de policía de Fayetteville en abril de 2017 y que era un oficial de patrulla que trabajaba en el distrito de entretenimiento de la calle Dickson.

“Sirvió a nuestra comunidad con dedicación y profesionalismo durante los últimos 2 años y medio, es un Héroe. Nuestros pensamientos y oraciones están con la familia del oficial Carr durante este trágico momento”, dijo el departamento de policía en una declaración publicada en Facebook.

En una conferencia de prensa celebrada después del tiroteo, el jefe de policía de Fayetteville, Mike Reynolds, dijo: “Parece que el sospechoso entró en el estacionamiento trasero y acaba de ejecutar a mi oficial”, reportó el Northwest Arkansas Democrat Gazette.

[descarga nuestra APP para recibir nuestro contenido destacado]

Te puede interesar: La maldad no tiene límites

videoinfo__video2.bles.com||6a9c45a50__

Ad will display in 09 seconds