Joseph Zak, un hombre de 37 años de Fort Pierce, Florida, EE. UU., ha sido acusado de un delito menor de posesión de drogas tras ser detenido por la Policía de esa localidad con una bolsa de cocaína en su coche. En el momento del arresto, el hombre declaró a los agentes que la droga no era suya y que el viento “debió haberla llevado hasta ahí”.

Según la cadena estadounidense CBS, los hechos ocurrieron el pasado 5 de octubre sobre las 21.40 h, cuando Zak ignoró las indicaciones de la Policía para detener su vehículo después de saltarse una señal de stop.

El atestado policial recoge que los agentes vieron entonces al detenido realizar “movimientos furtivos”, como si intentara deshacerse de algo que tenía en el salpicadero.

Asimismo, el hombre había sido visto previamente bebiendo en el aparcamiento de un motel y con una bolsa que contenía una sustancia de color blanco.

Los dos agentes que se aproximaron a Zak indican en el informe policial que el sospechoso tenía los ojos rojos y se comportaba de manera agresiva. Al observar que tenía una lata de cerveza en la puerta del conductor, le hicieron salir del vehículo para su registro.

Fue entonces cuando hallaron en el interior del coche una bolsa de cocaína y un “cilindro de vidrio redondo comúnmente usado para fumar crack”. El acusado negó que la droga fuese suya y aseguró que “la policía o el viento debió haberla dejado ahí”, según puede leerse en el documento oficial que ha hecho público ahora el medio The Smoking Gun.

Zak fue detenido y llevado a la cárcel del condado de St. Lucie. Posteriormente, fue puesto en libertad bajo fianza y deberá comparecer ante un tribunal el próximo 3 de diciembre.

Fuente: 20 minutos.

[descarga nuestra APP para recibir nuestro contenido destacado]

Te puede interesar: Informe especial: ‘Bodies’, la macabra exposición de cadáveres plastinados

Ad will display in 09 seconds

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.