Un anciano fue encontrado con gusanos en su oreja mientras estaba en un asilo.

John Callaghan sufría de cáncer y era residente en el centro de cuidados para personas mayores de Bupa Tugun, en la Costa Dorada, Australia. 

Su familia le dijo al The Daily Telegraph que el Sr. Callaghan les rogó que lo llevaran a casa después de pasar solo dos semanas en las instalaciones debido a la inexperiencia del personal y cuando su esposa lo visitó, encontró gusanos en sus oídos.

[Exigen anular el matrimonio entre un hombre de 28 años y una niña de 9 tras difundir el video de la fiesta]

Diez días después de expresar sus preocupaciones a sus seres queridos, el Sr. Callaghan murió en el Hopewell Hospital. 

A principios de esta semana, se reveló que 15 de cada 30 establecimientos de Bupa en Nueva Gales del Sur violaron los parámetros de atención básica en los últimos cuatro años, mientras que los contribuyentes gastaron cientos de millones de dólares en financiar al proveedor de atención a la tercera edad.

La viuda del Sr. Callaghan, Fay, de 83 años de edad, dijo que estaba disgustada por la condición de su esposo después de que visitó las instalaciones de Bupa en 2017. 

“No era un hombre fácil de cuidar, tenía mucho dolor y luchaba contra el cáncer de oído, pero cuando fui a visitarlo le salían gusanos de las orejas”, afirmó la mujer. 

[Mujer descuartiza y calcina a un anciano de 76 años con la ayuda de su padre]

La Sra. Callaghan dijo que su marido no estaba al tanto de las condiciones de la instalación, pero le dijo: “Este es un lugar terrible, es horrible, no cuidan de mí, por favor, sácame de aquí”. 

“Este fue un incidente grave pero aislado que ocurrió en 2017 en nuestra casa de Bupa Tugun. El problema fue rápidamente abordado por las enfermeras en el hogar y el Sr. Callaghan fue transferido al hospital local en ese momento”, dijo un portavoz de Bupa al Daily Mail Australia. 

“Llevamos a cabo nuestra propia investigación independiente y reforzamos nuestros procesos de tratamiento de heridas, incluida la asociación con especialistas externos en el cuidado de heridas y la realización de controles aleatorios”.

“Bupa Tugun ha pasado cinco auditorías externas por parte del regulador desde octubre de 2017 y cumple plenamente con todas las normas de atención a la tercera edad”.

“Este caso en particular también fue investigado por la Comisión de Calidad y Seguridad de la Atención a la Tercera Edad a principios de este año y fue cerrado después de consultar con Bupa y la Sra. Callaghan”.

“Es evidente que lamentamos mucho este incidente, y Bupa ha pedido disculpas a la Sra. Callaghan”.

Los resultados de las inspecciones gubernamentales también mostraron una disminución de los estándares en las instalaciones de Bupa Eden en Nueva Gales del Sur en los últimos años. 

En 2013, la instalación, que entonces se conocía como Eden Community Care, cumplió con los 44 estándares de acreditación y dichos estándares permanecieron intactos en 2016 después de que Bupa comenzara a operar la casa.

Pero en agosto de 2018 los inspectores descubrieron que ya no se cumplían cinco de ellos. 

Pero las condiciones continuaron deteriorándose y, para noviembre, el gobierno se negó a aprobar 22 de las normas requeridae. 

Al mes siguiente, la comisión reportó “deficiencias críticas en el servicio que contribuyen a fallas serias y perjudiciales”, incluyendo en recursos humanos, cuidado clínico, manejo de medicamentos y cuidado personal y de la salud.

La instalación fue sancionada con el despojo de los fondos del Estado. Se le ordenó a Bupa que reclutara y capacitara a nuevo personal para subsanar las deficiencias. 

Bupa ha recibido grandes subsidios del gobierno para administrar sus 78 centros de cuidado de ancianos en toda Australia. 

Los subsidios permitieron a Bupa aumentar el número de camas que tenían de 22 a 7339, pero el proveedor de atención médica también redujo el gasto en proveedores y empleados durante el último año.

El portavoz de la Red de Justicia Fiscal, Jason Ward, dijo que los recortes de Bupa en los gastos esenciales han resultado en la disminución de la atención y que los responsables deben enfrentar severos castigos. 

“En el caso de los asilos para ancianos, donde hay clientes vulnerables, la gerencia debe rendir cuentas y, en el peor de los casos, la gerencia debe enfrentar la cárcel si ocurren accidentes graves en el lugar”, dijo Ward.

La Directora Ejecutiva de Bupa Villages and Aged Care, Suzanne Dvorak, hizo una declaración y dijo: “En la gran mayoría de nuestros 72 hogares de ancianos en toda Australia, las cosas están funcionando bien y estamos cumpliendo con los estándares esperados para nuestros residentes”.

“Invertimos millones de dólares en nuestro negocio de cuidado de ancianos. Esto ha incluido personal, recursos y capacitación adicionales. También hemos escuchado a los residentes y sus familias y estamos actuando en base a sus comentarios”. 

“Sabemos que arreglar muchos de estos problemas lleva tiempo, pero algunos de los hogares que antes se identificaron como con problemas han pasado ya las auditorías externas, ya no están sancionados y han sido totalmente reacreditados”.

“Estamos trabajando para mejorar la calidad de la atención en todos y cada uno de los hogares que operamos, para ayudar a asegurar que los errores del pasado no se repitan y para restaurar la confianza en nuestro servicio”.

Sigue leyendo:

. Fingió un embarazo y después del baby shower inventó su secuestro y la extracción de sus gemelos de su vientre.

. Tragedia en Argentina: Le regalaron un auto, lo chocaron y murió calcinado junto a sus hijos (Video).

. Condenan a 25 años de prisión a un hombre que abusó de sus 4 hijos durante 20 años en Argentina.

Le puede interesar:

“Aún estaba vivo”: Médico revela la sustracción de órganos a practicantes de Falun Dafa en China

videoinfo__video2.bles.com||aebedd5f0__

Categorías: Últimas noticias