Un insólito hecho, posiblemente delictual, se registró el pasado fin de semana en una vivienda de la ciudad de Hamden (EE. UU.), en la cual irrumpió una mujer aparentemente con el objetivo de robar. No obstante, cuando el dueño de casa notó su presencia, ella estaba acariciando a su perro y lavando los platos.

De acuerdo al reporte del diario inglés Daily Mail, la mujer fue identificada como Cheyenne Ewing y quedó arrestada horas más tarde, siendo acusada de intento de robo.

El dueño de la residencia indicó que Ewing ingresó a hurtadillas al lugar y estuvo cerca de 15 minutos recorriéndola, pero al notar la presencia de los habitantes se sentó en uno de los sofás y comenzó a acariciar al perro.

El hombre, que no quiso revelar su nombre de forma pública, indicó que rápidamente llamó al número de emergencias. Al oir aquella conversación, Cheyenne se habría levantado a lavar los platos y luego se retiró del lugar.

De fondo, la residencia a la que intentó ingresar Cheyenne Ewing
De fondo, la residencia a la que intentó ingresar Cheyenne Ewing

La policía del Condado de Vinton llegó hasta el domicilio 10 minutos después de la llamada. En ese tiempo, la mujer había huido y el dueño de la casa aún estaba estupefacto por todo lo que había presenciado.

El informe policial agrega que, según testimonio de la víctima, Cheyenne Ewing habría estado bajo la influencia de las drogas, debido a que actuaba con mucha ansiedad e incluso de forma violenta.

En el documento se agrega que, mientras los policías conversaban con el dueño de casa, recibieron un llamado desde una residencia cercana, alertando que una mujer estaba golpeando con brusquedad una de las puertas traseras.

Cheyenne Ewing | Policía EEUU
Cheyenne Ewing | Policía EEUU

Al realizar la confirmación de este hecho, las autoridades dieron con el paradero de Cheyenne Ewing, quien en un inicio les entregó un nombre falso.

La mujer fue detenida por las autoridades, quienes horas después la sometieron a un test de drogas, el cual reflejó consumo de dosis altas de cocaína.

En su testimonio preliminar, Ewing comentó que había estado despierta por dos días.

Cabe señalar que ella quedó detenida en la prisión del condado de Vinton. Por el momento solo tiene un cargo por intento de robo, aunque se le podría incluir el delito de irrupción en un domicilio sin consentimiento.

A través de Bío Bío Chile

Ir a la portada de BLes

Categorías: Últimas noticias

Video Destacados