La cruenta y sobrecogedora historia del crimen planeado por Suzane Von Richthofen, en el que hizo masacrar a sus propios padres para quedarse con su fortuna marcó un hito terrible en la historia de su familia y en los anales jurídicos del país.

El terrible crimen ocurrió en el año 2002, cuando Manfred y Marísia fueron golpeados hasta la muerte mientras dormían por el novio de Suzane Daniel Cravinhos y su hermano Cristian, planeado por aquella, según relata Globo.com.

La cruenta masacre de sus padres, perpetrada por una joven aristócrata brasileña
Suzane, Andreas, Marísia Silva Abdalla y Manfred Von Richthofen. (Toma de pantalla Youtube/SBT Jornalismo)

El padre, Manfred Albert von Richthofen, ingeniero alemán de origen aristocrático tenia por esposa a Marísia Silva Abdalla, una respetada psiquiatra, y habían procreado a Suzane y a su hermano Andreas, tres años menor.

Trea años antes, cuando Suzane contaba con 15 años, se enamoró de Daniel Cravinhos el maestro de aeromodelismo de Andreas, de origen humilde, relata Infobae.

Este amor se convirtió en una pasión arrolladora mezclada con marihuana y éxtasis, que al ser descubierta por los padres estos intentaron disolverla, pero en vano.

A esto continuaron las peleas de Daniel con Manfred y la insistencia de Suzane en que le compraran un apartamento para irse a vivir con aquel.

En medio de todo el conflicto Suzane urdió los terribles planes que acabaron con la vida de sus padres.

“Llegamos a casa, entré y fui a la habitación de mis padres. Estaban durmiendo. Luego bajé y les dije que podían ir. Me senté en el sofá con las manos tapándome los oídos. No quería oír… pero luego me di cuenta de que no tenía nada más que hacer, era demasiado tarde”, fue parte de la confesión hecha por ella.

En un juicio público con una gran audiencia el 21 de julio del 2006 el jurado dictaminó 39 años de prisión para Suzane y Daniel y 38 para Cristian, su cómplice.

Como consecuencia de su crimen la autora intelectual del crimen también fue excluida de los bienes de sus padres, y del afecto de su hermano.

José Ignacio Hermosa – BLes

[descarga nuestra APP para recibir nuestro contenido destacado]

Te puede interesar: Esto es tan atroz, tan horrible, la humanidad no puede ser tan mala…

videoinfo__video2.bles.com||1df94c986__