John Hernández Félix fue sentenciado a morir por quitarle la vida a dos oficiales hace casi tres años.

Además, Félix fue sentenciado por el juez del Tribunal Superior de Riverside, Anthony Villalobos, a 368 años de prisión por el tiroteo en octubre de 2016 donde hirió a varios otros en la casa de sus padres, informó el medio local Law Enforcement Today.

Villalobos leyó su decisión, primero explicando las leyes estatales relevantes. Mientras lo hacía, la sala del tribunal estaba llena de gente en silencio.

Twitter / Jake Ingrassia

Antes de eso, los familiares de los agentes asesinados compartieron su dolor, enojo y esperanza de que el juez siguiera la recomendación del jurado.

Esa recomendación enviaría a Félix a la muerte por los asesinatos de los policías de Palm Springs José “Gil” Vega y Lesley Zerebny. 

[Una adolescente que atropelló y mató a 3 peatones, incluido un bebé de 3 meses, no cumplirá tiempo tras las rejas]

Villalobos presidió el juicio por asesinato a principios de este año.

El viernes por la mañana, escuchó mociones de los abogados de Félix para un nuevo juicio y una sentencia más leve. Rechazó ambas mociones.

Félix parecía aturdido cuando leyeron su sentencia. 

“Sr. Félix, no hay mucho que pueda decir que no se haya dicho ya”, dijo Villalobos. “Tus acciones insensibles arruinaron muchas vidas. Espero que lo poco que se ha hecho hoy aquí traiga algo de paz a estas familias”.

[El momento en que un joven golpeó y ahorcó a su novia por haber olvidado un regalo en un bar]

Entre los miembros de la familia que hablaron estaba la hermana de Zerebny, Britta Kling, quien le pidió al juez que confirmara la recomendación de muerte del jurado.

“Espero que sufra”, le dijo al juez. 

Esta es la historia de fondo.

Ocurrió el 8 de octubre de 2016.

Félix abrió fuego cuando los oficiales llegaron a su casa por un llamado sobre una disputa doméstica.

Disparó 21 veces hacia oficiales, matando a dos e hiriendo a varios otros. Doce horas más tarde, fue arrestado cuando miembros del equipo SWAT dispararon gases lacrimógenos contra su casa.

En mayo, fue condenado por asesinato en primer grado.

Eso fue por matar a tiros a los dos oficiales en un plan premeditado para atraer a la policía a la casa de sus padres y dispararles.

Luego fue condenado por intento de asesinato por disparar a otros seis oficiales. 

Los miembros del jurado sólo tardaron unas horas en deliberar antes de llegar a su veredicto, recomendando que Félix fuera condenado a muerte.

Matt Zerebny, el suegro de Lesley Zerebny, dijo que la familia todavía siente mucho su pérdida.

Le recordó a la corte que Félix amenazó a los oficiales que lo arrestaron diciendo que había visto sus caras y que ellos eran los siguientes.

Después de que la sentencia fue leída, la fiscal de distrito Michelle Paradise y el jefe de policía de Palm Springs, Bryan Reyes, compartieron sus pensamientos con los reporteros y dijeron que se había hecho justicia.

“No se equivoquen, la única razón por la que mató a los oficiales Zerebny y Vega es porque estaban haciendo su trabajo”, dijo la fiscal, y agregó que la violencia contra los agentes del orden ha ido escalando.

Reyes dijo que había un punto clave que recordar de la audiencia de sentencia: el tremendo sacrificio que hacen los trabajadores de la ley y el orden.

Le puede interesar:

“Esto es tan atroz, tan horrible, la humanidad no puede ser tan mala…”

videoinfo__video2.bles.com||1df94c986__

Categorías: Últimas noticias