Roger Paje, de 48 años, se levantó mientras dormía después de una borrachera y con los ojos cerrados empezó a desmembrar como si fuera un árbol, con una motosierra encendida, a su sobrino Eduardo Rosquitos, de 30 años, quien murió.

Este último dormía luego de compartir con su tío y otro testigo de la abundancia de bebidas alcohólicas el 25 de agosto en Culaba, provincia de Biliran, Filipinas, según Manila Bulletin.  

Edgardo Cañete, quien también había bebido con el tío y el sobrino, se despertó al escuchar el atronador sonido de la temible herramienta y saltó por una ventana mientras gritaba a los demás trabajadores del campamento en el que se hallaban, para que huyeran.

[Una niña de 3 años podría quedar en estado vegetativo luego de que su padre le pusiera veneno al yogur]

El Jefe de Policía de Culaba, Isidoro Ancero Jr, dijo que el asesino había declarado que no era consciente de la tragedia que estaba protagonizando con la motosierra, antes bien, sentía que estaba soñando y cortando una palma de cocos.

El cadáver mostraba una mano y el cuello mutilados. Paje se encuentra detenido en la comisaría municipal de policía de Culaba, como sospechoso, mientras que el equipo encargado del caso prepara la acusación formal contra él.

José Ignacio Hermosa – BLes

Le puede interesar: “Esto es tan atroz, tan horrible, la humanidad no puede ser tan mala…”

videoinfo__video2.bles.com||1df94c986__