Un recién nacido que no respiró durante 28 minutos se fue a casa 12 días después, a pesar de la advertencia de los médicos de que no sobreviviría.

Alex Kelly, de 25 años, se sintió como si estuviera en un “sueño horrible” cuando los médicos dijeron que su bebé tenía el cordón umbilical enrollado fuertemente alrededor de su cuello.

Eva, que ahora es una niña sana de un año de edad, no respiró durante casi media hora después de su nacimiento, pero superó todas las expectativas”, informó Mirror.

[Increíble momento cuando una conductora arrolla a niña de 6 años mientras da marcha atrás (Video)]

La niña fue trasladada de emergencia del Hospital Northumbria Specialist Emergency Care a una unidad especializada en un hospital de Newcastle-upon-Tyne, en Inglaterra.

Los médicos advirtieron a Kelly y a su esposo Marc que su hija estaba “muy mal”, les dijeron que podría no sobrevivir y que probablemente quedaría con daño cerebral permanente. 

“Escuchar que el mejor pronóstico era llevar a casa a una niña con daño cerebral grave es la peor pesadilla de todos los padres”, reveló Kelly. 

En el Royal Victoria Infirmary Eva fue colocada en un revolucionario sistema de enfriamiento donde su temperatura corporal bajó a 33,5ºC.

[Canadá: Adolescente encontró una mujer desaparecida bajo un lago hace 27 años]

Mientras sus padres estaban sentados junto a su incubadora, la bebé sufrió convulsiones y al principio mostró pocos signos de mejoría.

Pero a medida que pasaban los días, Eva se estabilizó lentamente y el 30 de junio de 2018, doce días después del nacimiento traumático, pudo ir a casa.

La pareja había estado viviendo en una habitación privada en el hospital con su hija Isla, de cuatro años de edad, para poder descansar mientras permanecían cerca de su bebé.

Y, como agradecimiento a The Sick Children’s Trust por proporcionar la habitación, Kelly participó en la Gran Carrera del Norte.

El sistema de refrigeración que salvó la vida de Eva fue desarrollado por la profesora Mari-ann Thoresen, especialista en cuidados intensivos neonatales de Bristol Royal Infirmary, en 1998. 

Al ralentizar el ritmo de muerte de los nervios y permitirles regenerarse, la técnica reduce el riesgo de muerte del 34% al 9% en los bebés privados de oxígeno.

Y el riesgo de daño cerebral se reduce del 41% al 28%.

Kelly estuvo entrenando para la maratón tres veces por semana desde enero y además recaudó más de 1.000 libras (1.236 dólares) para The Sick Children’s Trust.

Sigue leyendo:

. El torero mexicano Arturo Macías sufre una grave cornada en España.

. La conmovedora foto del “momento final” de un médico con su hijo antes de fallecer de una extraña enfermedad.

. Pensó que estaba embarazada pero a las 12 semanas descubrió que su “bebé” era una masa cancerosa .

Le puede interesar:

La agenda pedófila mundial

videoinfo__video2.bles.com||04123bb4f__

Categorías: Últimas noticias