Redacción BLes – La nueva temporada de compras navideñas está a la vuelta de la esquina en Estados Unidos, pero el colapso de la cadena de suministro está sumiendo al país en una crisis. Como resultado, cientos de miles de contenedores están atascados en el mar, causando una grave congestión en los puertos. Según un amplio informe del reportero Han Mei de Voice of Hope del 23 de octubre de 2021, la gran dependencia de la cadena industrial con China es una de las causas fundamentales de la crisis de la cadena de suministro.

El Washington Post informó el 22 de octubre de que aún faltan dos meses para la temporada de compras, y los puertos están llenos de contenedores a la espera de ser descargados. Al mismo tiempo, hasta 4,3 millones de personas renunciaron a sus empleos en Estados Unidos en agosto.

Como resultado, algunas fábricas carecen de mano de obra y de materias primas.

Los consumidores se enfrentan a una subida de precios, retrasos en los envíos y estantes vacíos.

El coste de cada eslabón de la cadena de suministro ha aumentado considerablemente. Por ejemplo, el Presidente y Director General de la Asociación de Jugueteros, Steve Pasierb, dijo que sólo el coste del transporte de contenedores se ha disparado entre 5 y 8 veces.

El gigante de la computación en nube “Salesforce” predice que los minoristas estadounidenses tendrán que hacer frente a unos costes adicionales de hasta 223.000 millones de dólares en esta temporada de compras.

Algunos analistas afirman que la crisis de la cadena de suministro está relacionada con muchos factores internos, como el fuerte aumento de la demanda de los consumidores y la escasez de mano de obra en Estados Unidos tras la epidemia.

El derrumbe de la industria manufacturera nacional en Estados Unidos y la fuerte dependencia de la cadena industrial con China son también algunas de las causas fundamentales.

En una entrevista con Fox News la semana pasada: “La raíz del problema es que hemos transferido un gran número de puestos de trabajo de fabricación a China en los últimos 30 años. Ahora, comprar un mueble, ropa y zapatos para su hijo, incluso juguetes o adornos navideños de China no es fácil”.

Emma – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.