Redacción BLes – La mujer a la que su madre quiso abortar y que dio lugar al caso ‘Roe contra Wade’ aceptó conceder su primera entrevista televisada.

Shelley Lynn Thornton, de 51 años, nació en Texas, EE. UU., antes de que su madre, Norma McCorvey, obtuviera el derecho a abortar.

McCorvey, que falleció en 2017 a los 69 años, dio en adopción a su hija recién nacida casi inmediatamente después de su nacimiento, en junio de 1970.

El 22 de enero de 1973, McCorvey ganó el caso en el Tribunal Supremo.

La historia de Thornton se publicó inicialmente en The Atlantic el mes pasado, y aparecerá por primera vez en ABC News este lunes 4 de octubre.

En un pequeño clip del programa del lunes de ABC News publicado el viernes 1 de octubre, Thornton permaneció en silencio cuando se le preguntó qué se siente ser la bebé que despejó el camino para que Estados Unidos legalizara el aborto en todo el país, según Daily Mail.

La discusión tiene lugar en un momento en que el debate sobre el derecho al aborto vuelve a cobrar importancia.

Recientemente, Texas promulgó las restricciones al aborto más estrictas del país, y el Tribunal Supremo escuchará los argumentos sobre la prohibición prevista en Misisipi el 1 de diciembre.

La “bebé Roe”

Thornton, que nunca conoció a su madre biológica en persona, dijo al escritor Joshua Prager que había decidido hablar después de más de 50 años porque quería liberarse de los “secretos y las mentiras”.

“Los secretos y las mentiras son, como, las dos peores cosas del mundo entero. Estoy guardando un secreto, pero lo odio”, declaró, en un extracto adaptado del nuevo libro de Prager “The Family Roe: An American Story” (La familia Roe: Una historia americana), publicado en The Atlantic.

“Quiero que todo el mundo entienda que esto es algo que elegí hacer”.

La foto inicial que identifica a Thornton fue tuiteada por The Atlantic poco después de la publicación de la historia, y se repitió a lo largo del día.

“Mi asociación con Roe empezó y terminó porque fui concebida”, dijo a Prager, cuyo libro se publicó el 14 de septiembre.

McCorvey, que entonces tenía 22 años y vivía en Dallas (Texas), presentó una demanda en 1970 bajo el nombre de “Jane Roe”, solicitando el derecho a abortar.

Anteriormente había dado a luz a dos niñas, a las que había dado en adopción.

En aquella época el aborto estaba prohibido, salvo en caso de peligro para la vida de la madre. McCorvey, por su parte, nunca llegó a abortar.

El caso se prolongó hasta 1973, definiendo los derechos reproductivos en Estados Unidos.

Para entonces, McCorvey había dado a luz a la niña y la había dado en adopción, y la niña tenía dos años y medio y vivía con unos nuevos padres.

Thornton informó a Prager en un extracto de “The Family Roe: An American Story”, obtenido por The Atlantic, que siempre supo que era adoptada y que deseaba localizar a su madre biológica.

Sin embargo, afirma que durante años sufrió de melancolía y ansiedad, lo que debe en parte al hecho de que “no fue deseada” por su madre biológica.

“Cuando alguien está embarazada de un bebé y no lo desea, esa persona se desarrolla sabiendo que no es deseada”, dijo Thornton.

Thornton era la única hija de Ruth Schmidt y Billy Thornton, que buscaron la ayuda del abogado Henry McCluskey tras no poder tener un hijo propio.

En junio de 1970, la pareja llevó a su hija de tres días a casa, sin saber que estaba en el centro de una disputa de alto nivel.

Thornton dijo que ella y sus padres adoptivos no se enteraron de que era la “bebé Roe” del movimiento antiabortista hasta casi dos décadas después.

En 1989, McCorvey declaró públicamente que deseaba encontrar a su tercera hija.

El National Enquirer llevó a cabo una investigación con la ayuda de Toby Hanft, una señora que había dado en adopción a su propia hija y que ahora trataba de reunir a las madres biológicas con sus hijos.

Hanft pudo localizar e identificar a Thornton, que tenía 18 años en ese momento.

Cuando Thornton se enteró de que su madre se llamaba Jane Roe, dijo que no sabía mucho sobre el caso del Tribunal Supremo, excepto de que “hizo que la gente pudiera salir y ser promiscua”.

“Lo único que sabía sobre ser pro-vida o pro-aborto o incluso sobre el caso Roe vs. Wade era que esta persona había hecho que la gente pudiera salir y ser promiscua”, dijo a Prager.

Tras la impactante noticia, dijo que se quedó “temblando y llorando”.

El Enquirer publicó un artículo en 1989 anunciando el descubrimiento de la llamada “bebé Roe”, pero no expuso la identidad de Thornton a petición de ella, y no se reunió con McCorvey.

Thornton dijo a Prager que descubrió que estaba embarazada dos años después de la publicación del artículo del Enquirer, cuando era una joven soltera de 20 años.

Ya se estaba preparando para casarse con su novio Doug, pero ella no estaba “en absoluto” interesada en ser madre, por lo que Doug le recomendó que considerara la posibilidad de abortar, explicó.

Thornton dijo que su participación en el caso Roe v. Wade la había llevado a reconsiderar sus creencias sobre el aborto.

Cuando el Enquirer la localizó, Ruth, su madre adoptiva, informó al periodista de que “no creemos en el aborto”, según Prager.

De acuerdo con The Atlantic, ella le dijo al periodista que “no se veía abortando”. Como resultado, la publicación la calificó de pro-vida.

Thornton informó a Prager de que no estaba de acuerdo con este retrato de los provida porque los veía como “un grupo de fanáticos religiosos que van por ahí haciendo protestas”.

Sin embargo, tampoco se identificaba como pro-abortista porque “Norma era pro-abortista, y a Shelley le parecía que abortar no la haría diferente de Norma”, escribió Prager.

Thornton informó a Prager de que había llegado a la conclusión de que no se debe permitir que la religión y la política influyan en la legislación sobre el aborto.

“Creo que no entiendo por qué es una preocupación del gobierno”, afirmó.

Sin embargo, reconoció que el aborto “no formaba parte de lo que yo era”, así que optó por tener al bebé, y hacer que se sintiera deseado.

“Sabía lo que no quería hacer”, dijo en el extracto del libro.

“No quería hacerle sentir nunca que era una carga o que no era querido”.

Thornton y Doug tienen dos hijas más, nacidas en 1999 y 2000, respectivamente.

Thornton le dijo a Prager que tenía una relación tumultuosa con su madre biológica y que nunca la había conocido en persona.

Más adelante, McCorvey afirmó que no había sido violada y lo utilizó como justificación para legalizar el aborto.

Posteriormente se convirtió en una figura proabortista en las manifestaciones por el derecho al aborto junto a su abogada Gloria Allred, tras revelar su identidad como Jane Roe días después del veredicto del Tribunal Supremo de 1973.

Luego se convirtió en una cristiana renacida y cambió su postura a favor de la vida.

Se pronunció contra el aborto e incluso hizo un anuncio contra Barack Obama, que en 2012 fue el presidente más proabortista de la historia antes de Joe Biden.

Oliver Cook – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.