Christopher Garrett, de 17 años, de West Palm Beach está siendo acusado como adulto y enfrenta cuatro cargos de homicidio vehicular y homicidio por DUI

Christopher Garrett, de 17 años, de West Palm Beach, Florida, EE. UU., está siendo acusado como adulto y enfrenta cuatro cargos de homicidio vehicular y homicidio por Conducir Bajo Influencias (DUI, por sus siglas en ingles), dijo la Oficina del Sheriff del Condado de Palm Beach en un informe de arresto. Permaneció en la cárcel del condado de Palm Beach el miércoles. Un juez fijó una fianza de 510.000 dólares.

El conductor adolescente que será juzgado como adulto en  Florida estaba drogado con una forma ilegal de cannabis cuando pasó un semáforo en rojo a más de 160 kilómetros por hora y provocó un accidente el pasado mes de julio que mató a cuatro personas, dijeron las autoridades.

Según un informe de la Oficina del Sheriff del condado de Palm Beach, Garrett robó un SUV Nissan Rogue 2019 del Rapids Water Park el 30 de julio y aceleró hacia el norte por la autopista Beeline cuando chocó contra un Nissan Xtera que viajaba hacia el oeste en PGA Boulevard.

El SUV Nissan Rogue que había sido reportado como robado cuando se pasó una luz roja a más de 161 kph (100 mph) y chocó con un vehículo que giraba a la izquierda, dijo la oficina del alguacil.

Dos pasajeros que viajaban con Garrett murieron, al igual que dos personas en el otro vehículo.

Producto de la colisión del 30 de julio fallecieron los pasajeros de Garrett, Jay’Oni Leonard, 14, y Alexia Simpson, 17, y el otro conductor, Elizabeth Anderson, 62, y su pasajero, George Nienhouse, 65.

Garrett, Leonard y Simpson vivían en diferentes hogares de acogida en el área de West Palm Beach, dijo a The Palm Beach Post Larry Rein, presidente y director ejecutivo de la agencia de colocación ChildNet.

Un informe de arresto dijo que los resultados de toxicología de la sangre extraída en el hospital encontraron que Garrett estaba bajo la influencia de Delta 9 THC, una forma psicoactiva de cannabinoide que está prohibida en Florida.

La oficina del alguacil dijo que la policía de West Palm Beach vio la camioneta y trató de detenerla, pero dejó de perseguirla poco antes del accidente.

Patricia Chung – miamidiario.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.