Un médico del Servicio Nacional de Salud de Inglaterra (NHS, por sus siglas en inglés) diagnosticó falsamente a niños con cáncer para asustar a los padres a que pagaran por un tratamiento privado, informó Daily Mail.

El Dr. Mina Chowdhury le dijo a una madre que su hija tenía un tumor estomacal que se podía propagar si no recibía tratamiento, antes de negarse a remitirla a un tratamiento del hospital.

A otros dos niños les dio diagnósticos falsos y luego les recomendó escáneres y pruebas relacionadas con su empresa en dificultades en Glasgow, Meras Healthcare.

El pediatra de NHS Forth Valley era uno de los directores generales de la empresa privada de atención sanitaria, y sus acciones eran “financieramente motivadas y deshonestas”, dictaminó el perro guardián.

La madre de una paciente, que se mantiene en el anonimato como Madre A, dijo en la audiencia de octubre que el Dr. Chowdhury pidió a su hijo que abandonara la habitación antes de decirle: “Vamos a tener una conversación seria”.

“Vamos a tener una conversación que todos los padres temen. Vamos a hablar de la palabra con ‘C'”.

La Madre A agregó: “Me sorprendió mucho que mi hija tuviera cáncer. Es algo con lo que había que lidiar de inmediato”.

“Cuando le pedí que me remitiera de nuevo al NHS, se negó porque no lo apoyaban, así que no creí que fuera una opción para que el hospital me hiciera las pruebas. Creí seriamente que estaba tan enferma. No lo interrogué”.

Sin embargo, cuando la madre llevó a su hija a los médicos de A&E no pudo encontrar signos del cáncer diagnosticado por el Dr. Chowdhury.

La Madre A dijo que se le hizo sentir como si el NHS no pudiera ayudar con su hija, que sufría de mareos, ceguera, desmayos y pérdida de peso crónica, y que se sintió aliviada cuando el Dr. Chowdhury hizo el diagnóstico.

Ella dijo: “Cuando ves a tu hija tan enferma y no llegas a ninguna parte, sientes que te están dando la espalda. Cuando alguien está de acuerdo en que está enfermo, sientes que alguien está tratando de ayudarte”.

“Lo abracé después del diagnóstico de que ella podría tener cáncer, fue un alivio que si era tan malo alguien fuera a ayudar a mi hija”.

El Dr. Chowdhury negó haberle dicho a la madre A que su hija tenía cáncer, pero admitió que era una posibilidad baja.

El médico también negó haber usado la expresión “vamos a hablar de la palabra con C” y afirmó que sí le dio a la Madre A la opción de ir al NHS.

Sin embargo, la Madre A afirmó que antes de que el médico diagnosticara a su hija con cáncer, ella pensó que él le había pedido a la niña que abandonara la habitación para que pudieran discutir el costo de las pruebas médicas.

Ella dijo: “Cuando él mencionó la palabra con “C” para ser honesto, ingenuamente pensé que estaba hablando de dinero en efectivo”.

Pensé que le había pedido que se fuera para hablar de finanzas y me dijeron que iba a ser costoso. “Nunca piensas que tu hijo va a estar tan enfermo”.

Afirmó que el Dr. Chowdhury le informó que su hija necesitaría análisis de sangre por un costo de £3,245 ($ 4,25 dólares) y que tendría que viajar a Londres para una resonancia magnética, sin discutir la remisión al NHS.

“Me quedé muy sorprendida”, dijo.

La Madre A alegó que después de llevar a su hija a A&E porque se había desmayado, sospechó.

“Cuando comenzaron el tratamiento, empezaron a sonar las alarmas porque no podían ver lo que el Dr. Chowdhury había dicho”, dijo.

Después de escuchar las pruebas, el Servicio del Tribunal de Médicos dictaminó que el pediatra había creado “un sentimiento de preocupación injustificado” para los tres grupos de padres y que su comportamiento era “deshonesto” y “motivado económicamente”.

Su negocio había estado operando con pérdidas y estaba bajo ‘presión financiera’, aseguró el jurado.

También se dictaminó que Chowdhury no refería a los niños pacientes al departamento de oncología pediátrica del NHS local.

Dictaminó que los dirigía hacia la atención privada y les dijo a los padres que tendrían que hacer frente a largos períodos de espera en el NHS, mientras que en Escocia no se disponía de cierto equipo.

Chowdhury trabajó para el NHS en Forth Valley, pero las acusaciones se relacionan con el trabajo privado entre marzo de 2017 y agosto de 2017.

El presidente del Tribunal, James Newton-Price, dijo: “El Tribunal ha llegado a la conclusión de que el Dr. Chowdhury no proporcionó una buena atención clínica a los pacientes A, B y C, incluidas las conclusiones de hecho de que diagnosticó afecciones cancerosas sin una investigación adecuada y para las que recomendó pruebas innecesarias y costosas en Londres”.

“Trató de persuadir a los padres A, B y C para que pagaran por pruebas innecesarias en relación con diagnósticos cancerosos injustificados”.

“El Tribunal llega a la conclusión ineludible de que el Dr. Chowdhury actuó como lo ha hecho para aumentar los ingresos o reducir las pérdidas de su negocio y que, por lo tanto, todas sus acciones estaban motivadas financieramente”.

Te puede interesar: La Verdad, Benevolencia, Tolerancia siempre prevalecerá en el corazón del hombre

videoinfo__video2.bles.com||a2a9491f3__

Ad will display in 09 seconds