Redacción BLesEl régimen comunista chino anunció el lanzamiento del módulo espacial Mengtian, el cual será acoplado a su estación espacial Tiangong. El nuevo anexo tendrá como objetivo albergar experimentos de combustión, transferencia de calor y física de fluidos en microgravedad, informaron medios afines al régimen comunista chino.

Mengtian es una cabina de 18 metros (59 pies) de largo y 22 toneladas de peso, diseñada principalmente para experimentos científicos. Es el tercer y último componente de la estación espacial Tiangong. 

Según reportaron las autoridades aeroespaciales del régimen, se espera que el módulo despegue el 31 de octubre, aunque aún no se ha anunciado una fecha de lanzamiento oficial

El régimen comunista chino parece estar llevando a cabo una verdadera carrera espacial en la que pretende superar a países líderes como Estados Unidos. 

¿En qué consiste el módulo Mengtian? 

Acorde a lo reportado durante una conferencia de prensa, Mengtian ya estaría pasando las pruebas finales en tierra, más precisamente en el puerto espacial costero de Wenchang en el sur de China.

Si todo continúa bien, el 31 de octubre un cohete propulsor hará despegar nuevo módulo para ser dirigido junto a los otros dos en órbita, el módulo central de Tianhe y el módulo experimental de Wentian, y juntos completarán la tan anunciada estación espacial en forma de T.

Entre los objetivos anunciados de Mengtian se encuentra poner en órbita un laboratorio físico de primer nivel que buscará crear la materia más fría detectada por la historia humana.

Dentro del módulo hay una cabina de átomos ultra fríos, la cual está equipada con dispositivos láser capaces de enfriar los átomos a unos 10 picokelvins, esto es una millonésima parte de un grado sobre el cero absoluto (−273,15 Celsius).

Estos átomos ultrafríos pueden ser utilizados en una gran variedad de asuntos, desde la computación cuántica y los relojes más precisos del mundo hasta ser una herramienta ideal para estudiar la física fundamental.

Al llegar al frío extremo, las energías del átomo se vuelven tan bajas que dejan de moverse y se agrupan para comportarse como un “superátomo”, lo que permitiría un análisis exhaustivo del mismo como nunca se ha logrado hasta el momento.

Muchos podrán preguntarse ¿por qué no se enfrían los átomos en la tierra en lugar de mandarlos al espacio? En principio la respuesta parece ser simple; en la Tierra resulta mucho más difícil a causa de la gravedad, que empuja constantemente a los átomos hacia abajo y el movimiento no permite que los láser hagan correctamente su trabajo. 

El objetivo principal del Mengtian parece ser muy similar al del Laboratorio de Átomos Fríos de la NASA, una de las secciones del Laboratorio Internacional de la Nasa, el cual se encuentra actualmente orbitando alrededor de la tierra.

La misión declarada por este laboratorio es “estudiar fenómenos cuánticos de formas que no son posibles en la Tierra”.

Ahora bien, las autoridades espaciales del régimen aseguran que el Mengtian posee una tecnología notablemente superior al Laboratorio de Átomos Fríos de la NASA, y aseguran que superará los resultados obtenidos por éste.

Más allá de si es cierto o no que la tecnología es superior y que los resultados serán mejores, lo que está claro es que el régimen comunista chino no pretende quedarse atrás en lo que parece ser una nueva carrera espacial, lo que recuerda inevitablemente a los años de guerra fría entre Estados Unidos y la ex Unión Soviética. 

El régimen chino apunta a cumplir con su anuncio de más de 40 lanzamientos al espacio durante el 2022

Tal como lo anunció, el régimen chino al finalizar el año habrá cumplido con más de 40 lanzamientos al espacio con diversos objetivos, muchos de ellos asociados a continuar desarrollando su propia estación espacial.

Además de completar su propia estación espacial, el régimen chino pretende desarrollar una base lunar y desplegar nuevos satélites, según anunció la Corporación de Ciencia y Tecnología Aeroespacial de China (CASC), una firma estatal responsable de la mayoría de los lanzamientos espaciales del régimen.

La silenciosa carrera llevada a cabo por Beijing no es algo nuevo, de hecho sus grandes inversiones permitieron que durante el año 2021 se concretaran 48 lanzamientos exitosos que se sumarán en el historial a los previstos para este año.

La ambición del régimen chino por dominar todo a su alcance ya es más que evidente. Así como busca avanzar y dominar el Indo-Pacífico, provocando grandes conflictos con los países vecinos, también lo hace avanzando en países tercermundistas generando su dependencia económica e influyendo en sus decisiones estratégicas, ahora también pretende dominar el espacio e incluso hacer base en la luna.

El régimen ha destinado una enorme cantidad de recursos para desarrollar la industria espacial durante los últimos años, y el espacio fuera de la tierra se reconoce cada vez más como un dominio estratégico en disputa.

Muchos incluso ya advierten que los programas del régimen chino en el espacio pueden implicar un enorme riesgo en la Tierra.

En diciembre de 2021 el general David Thompson, vicejefe de operaciones espaciales de la Fuerza Espacial de Estados Unidos, hizo sonar las alarmas cuando declaró públicamente que China está desarrollando sus capacidades espaciales al “doble de velocidad” que Estados Unidos.

“El hecho de que, en esencia, en promedio, están construyendo, implementando y actualizando sus capacidades espaciales al doble de la velocidad que tenemos, significa que muy pronto, si no comenzamos a acelerar nuestras capacidades de desarrollo y entrega, nos superarán”, dijo el general Thompson, y agregó: “2030 no es una estimación irrazonable”.

Por otro lado, mientras la NASA viene anunciando que para el 2025 pretende llevar a cabo una nueva visita tripulada a la luna, surgen más versiones que indican que las intenciones de Beijing apuntan a crear una base militar en la luna y adquirir soberanía en el satélite natural más cercano al planeta tierra.

“Deberíamos estar muy preocupados de que China esté aterrizando en la luna y afirme: ahora es nuestra y tú quédate fuera”, advirtió Bill Nelson, el director de la NASA durante una entrevista con un diario alemán algunas semanas atrás.

Andrés Vacca –Redacción BLes

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.