Un empleado de la cadena de comida rápida Chick-fil-A hizo todo lo posible para ayudar a un cliente que estaba teniendo un mal día.

Shauna Hall estaba saliendo de su camioneta cuando se le cayó el teléfono en el estacionamiento de un Chick-fil-A en Stafford, Virginia, EE. UU. Desafortunadamente, el teléfono cayó en una alcantarilla. 

“Me recosté en el suelo, colocando mi cabeza lo mejor que pude entre mi camioneta y el desagüe, mirando hacia la oscuridad para ver si por casualidad había aterrizado en algún lugar al que pudiera llegar.

[La sorpresa del personal de un aeropuerto cuando un pasajero de ‘123 años’ llegó a la terminal]

Por supuesto que no estaba al alcance de mi mano”, dijo Hall en un post de Facebook.

Fue entonces cuando Seth, director de marketing digital de Chick-fil-A, apareció para ayudar.

Después de quitar la tapa de la alcantarilla, Seth entró en el desagüe pluvial y recuperó el teléfono de Hall. No se lastimó en la caída y no estaba mojado.

“Cuando estaba a punto de salir del agujero, me pidió que le sacara una foto para poder mostrarle a su novia lo que hizo hoy en el trabajo”, contó Hall.

El turno de Seth acababa de terminar, pero no dudó en quedarse y ayudar a un cliente necesitado.

[descarga nuestra APP para recibir nuestro contenido destacado]

Sigue leyendo:

. La sorpresa del personal de un aeropuerto cuando un pasajero de ‘123 años’ llegó a la terminal.

. Mamá quedó devastada después de descubrir que el ojo caído de su hijo era un tumor cerebral incurable.

. Luego de su 11.ª cirugía, médicos advierten al ‘Ken humano’ que está a punto de perder la nariz.

Te puede interesar: La Verdad, Benevolencia, Tolerancia siempre prevalecerá en el corazón del hombre

videoinfo__video2.bles.com||a2a9491f3__

Categorías: Tendencias