Una madre del Reino Unido a quien le dijeron que su hijo probablemente moriría después de que él naciera anticipadamente celebró recientemente el primer día de escuela del niño.

Abbey Burns, de 25 años, le dijo a SWNS que su hijo, Roman, ahora de 4 años, nació tres meses antes, con un peso de solo 1 kilo y 28 gramos.

El joven contrajo estreptococo del grupo B, un tipo de bacteria que a veces está presente en la vagina o el recto de una mujer embarazada y puede transmitirse a un bebé durante el parto, cuando nace.

[Cristiano Ronaldo busca a la mujer que le regalaba hamburguesas a sus 12 años]

La infección se volvió séptica, afirmó ella, poniendo en peligro aún más la vida de su bebé, que ya era frágil.

Las mujeres embarazadas suelen someterse a pruebas de detección de estreptococo del grupo B, que no es una enfermedad de transmisión sexual, entre las 35 y 37 semanas de embarazo.

En los EE. UU., aproximadamente uno de cada 2.000 bebés nacen de una madre que es positiva para el estreptococo del grupo B, pero solo una de cada 200 se enfermará, según la Asociación Estadounidense del Embarazo.

Los bebés que contraen estreptococo del grupo B y se enferman corren el riesgo de desarrollar neumonía, sepsis o meningitis.

[Lo arrastró junto al auto, el perro lloraba de dolor extremo y finalmente se derrumbó]

“Cuando fui al hospital me dijeron que ya tenía seis centímetros de dilatación, así que estaba a medio camino del parto”, dijo Burns sobre su parto. “Todo fue muy rápido, y cuatro horas después nació Roman, pero ni siquiera pude sostenerlo”.

“Me lo quitaron de inmediato porque tuvieron que resucitarlo”, agregó ella.

Después del nacimiento de su hijo, “Nos llamaron a una habitación con las enfermeras, el consultor y el médico, y nos dijeron que teníamos que prepararnos para lo peor y que era muy probable que Roman muriera”, recordó ella.

Roman era de color “negro y azul” en ese momento, comentó la madre.

“Se podía ver a través de su piel”.

Después de un largo camino hacia la recuperación, que incluyó fisioterapia y terapia del habla, entre otros tratamientos, el joven recibió autorización oficial para comenzar la escuela este año.

“No caminó hasta que tenía poco más de dos años, recibió fisioterapia todos los meses, donde tuvieron que enseñarle a gatear, a sentarse y a caminar”.

“El hecho de que pueda caminar es increíble”, declaró Burns.

El niño comenzó la escuela en la Escuela Primaria Stanway la semana pasada. La madre comunicó que el joven está disfrutando de la escuela hasta ahora y que “siempre llega sonriente y feliz” al final del día.

“Él es mi pequeño milagro”, dijo.

Sigue leyendo:

. La violó su papá y se mató en el baño de una estación de servicio.

. Dos hermanos no tenían idea de que ambos eran pedófilos hasta que la policía allanó su casa.

. Hombre raptó a su hijastro de dos años y lo asesinó a puñaladas en plena vía pública.

Le puede interesar:

La agenda pedófila mundial

videoinfo__video2.bles.com||04123bb4f__

 

Categorías: Tendencias