Una madre angustiada sufrió un ataque al corazón días después de enterrar a su hija adolescente que murió en un accidente automovilístico.

Katie Robley murió después de un horrible choque cuando su novio la llevó a su casa después de una cita, justo semanas antes de su cumpleaños número 20.

La madre Rebecca Taylor, de 45 años, se está recuperando después de que el dolor abrumador la llevara a sufrir un paro cardíaco.

El novio de Katie, Jay Waters, perdió el control de su auto y se estrelló contra una camioneta en la de la Isla de Man, Inglaterra.

Los servicios de emergencia se apresuraron a llegar al lugar del incidente alrededor de las 10:30 (hora local) de la noche del 25 de octubre.

Jay sufrió una lesión cerebral y todavía está siendo tratado en una unidad neurológica, pero Katie murió en el hospital horas más tarde.

Su familia -que vive en Ramsey en la Isla de Man- ha quedado angustiada por la pérdida y su hermano mayor Brandon tuvo que llamar emergencias cuando notó que algo no estaba bien con su madre.

El joven de 22 años dijo que tenía “la sensación de que estaba sufriendo un ataque al corazón” después que le dijo que sufría de dolores en el pecho y que se veía pálida y cansada.

“Al principio no me dejó llamar a una ambulancia porque es muy terca, pero llamé y la llevaron al hospital”, dijo.

Rebecca está ahora mejor y está en casa recuperándose. Brandon rindió homenaje a su hermana menor a quien describió como un ángel.

“Ella fue tan generosa y cariñosa con todos. Solía contactarse con personas desconocidas en Facebook solo para asegurarse de que estaban bien y les enviaba mensajes positivos. Hay toneladas de comentarios en su página de Facbook sobre su forma de ser. Era una chica muy fuerte y superó tantas cosas. Katie dejaría lo que fuera que estaba haciendo por cualquiera si lo necesitaban”.

Había estado en casa jugando a los videojuegos con amigos cuando le dijeron del accidente. “Llamaron a la puerta y yo bajé y contesté y era la policía”, recordó.

“Me dijeron que fuera a buscar a mi mamá, lo hice y volví a subir pero escuché la palabra accidente. Bajé corriendo a la habitación y pregunté: ‘¿Qué ha pasado?'”.

“Nos dijeron que fuéramos al hospital inmediatamente. El último mes y medio se ha sentido como el más largo día”.

El funeral de Katie fue el 18 de noviembre y desde su muerte su antiguo jefe en Manx Telecom le rindió homenaje.

El director ejecutivo Gary Lamb dijo: “Hemos enviado nuestras más profundas condolencias a la familia de Katie”.

“Katie formó parte de la familia de Manx Telecom durante tres meses, trabajando con nuestro equipo como consultora técnica y de ventas”.

“Sus colegas se acostumbraron al corazón amable y a la personalidad cariñosa de Katie y fue muy apreciada por sus compañera que la describen como una ‘madre gallina'”.

“Será realmente extrañada por todos los que la conocieron en Manx Telecom y todos en la empresa llorarán la pérdida de esta joven, llena de esperanza”.

La familia de Katie, incluida su hermana mayor Sophie, de 27 años, se está preparando para su primera Navidad sin ella.

Te puede interesar: Aún estaba vivo: Médico revela la sustracción de órganos a practicantes de Falun Dafa en China

videoinfo__video2.bles.com||aebedd5f0__

Ad will display in 09 seconds