Melethuveettil Sasi, de 63 años de edad, de Kerala, India, tiene que ser una de las personas más decididas que uno pueda conocer, y está semi paralizado. Incluso en su estado, se las arregló para abrir un camino a través de una pequeña colina cerca de su casa y lo completó en tres años utilizando sólo las herramientas más básicas.

Sasi no sabe nada sobre el Hombre de la Montaña de Bihar, Dashrath Manjhi, quien también trabajó en un proyecto similar durante 20 años usando martillos y cinceles, pero de alguna manera, fue capaz de completar el mismo desafío.

El anteriormente trepador de árboles de coco apenas puede mover su mano derecha y caminar.

Sasi ha estado trabajando como escalador de árboles desde que tenía 15 años.

Un día, hace 18 años, su habitual ascenso había salido mal y cayó al suelo. Se lastimó quedando paralizado del lado derecho.

Después del accidente, los hijos de Sasi tuvieron que dejar la escuela y empezar a trabajar. Pasaron varios meses antes de que pudiera mover sus extremidades un poco, pero todo gracias a la fisioterapia y los tratamientos, fue capaz de caminar de nuevo. También recuperó un poco el control de su mano derecha. Aunque Sasi ya no podía trabajar como solía antes, nunca pensó en renunciar a la idea de trabajar para su familia.

Sasi estaba decidido a trabajar para poder alimentar a su familia.

Entonces pensó en una idea: vender boletos de lotería a la gente, pero para hacer eso, tendría que comprar un scooter de tres ruedas. Buscó apoyo financiero de las autoridades locales para financiar el scooter, pero su petición no fue contestada.

“Durante casi diez años, toqué todas las puertas para conseguir que se abriera un camino a mi casa. Hice varias peticiones a los oficiales de Panchayat. Pero nada ni nadie me ayudó”, dijo a News Minute.

Ahí es cuando Sasi decidió obtener una piqueta y empezar a tallar el camino a través de la pequeña colina en frente de su casa.

(Foto: Sreekesh Raveendran Nair /TheNewsMinute)

Trabajaba casi seis horas al día para completar la tarea.

“Nunca pensé en cuándo terminaría el trabajo. Estaba decidido a tener un camino. Todos los días comenzaba mi trabajo a las 5 de la madrugada y luego me detenía a eso de las 8.30 de la mañana cuando el día empezaba a calentarse y reanudar el trabajo alrededor de las 3.30 o las 4 de la tarde y trabajar hasta que caía el sol.

La gente incluso se reía de Sasi y le decía que estaba loco.

Incluso habiendo sido ignorado, rechazado y ridiculizado, todavía hay un final feliz para Sasi y su familia. Las autoridades locales pueden no haberle ayudado con la financiación de la moto, pero su historia se volvió viral. Las personas que han leído sobre su historia decidieron entrar y darle un regalo, una vespa.

videoinfo__video2.bles.com||da3cb59a2__

Ad will display in 09 seconds

Fuente de video: MediaoneTV Live / Youtube.

Fuente: TheNewsMinute.

[descarga nuestra APP para recibir nuestro contenido destacado]

Te puede interesar: El anciano que usó 9 pares de zapatos para caminar 2.000 km y transmitir un importante mensaje

videoinfo__video2.bles.com||29a92229b__

Ad will display in 09 seconds