Un cuarteto de mujeres de dos lados opuestos de los Estados Unidos compartieron la increíble historia que las unió como familia.

Rachelle Dyer, de 53 años, y Shannon Nicholl, de 49, fueron las primeras en tropezar con esta increíble conexión, después de que Rachelle se mudara de su lugar de nacimiento, Seattle, Washington, a Virginia Beach, Virginia.

Allí, Rachelle y Shannon se hicieron amigas de las mismas personas, quienes a menudo comentaban que las dos mujeres, aparentemente no relacionadas entre sí, eran iguales.

Shannon y Rachelle se conocieron en un concierto de Kenny Chesney en 2009 y, notando su parecido, posaron juntas para una foto. En ese momento, pensaban que era solo una coincidencia graciosa.

Facebook /Rachelle Dyer

Pero cuando Rachelle se hizo una prueba de ADN, se enteró que ella y Shannon estaban conectadas biológicamente.

Al conectarse con una prima en Ancestry.com, Rachelle y su hermana gemela Kristelle se enteraron de que Shannon y su hermana mayor Lisa Holley Vann, de 51 años, son sus medias hermanas.

Facebook / Lisa Holley Vann

“Lisa y yo no teníamos ni idea de que nuestra madre había dado a luz a gemelos en el pasado”, dijo Shannon a Good Morning America. “Ellas sabían que eran adoptadas, pero para nosotras fue bastante impactante”.

Las cuatro mujeres finalmente se encontraron cara a cara y celbraron el final de un misterio que ninguna de ellas conocía hasta hace muy poco.

Facebook / Rachelle Dyer

Lamentablemente, la madre de estas cuatro mujeres, Janice, nunca tuvo la oportunidad de verlas reunidas antes de su muerte hace un año. Pero las hermanas están convencidas de que las “ve”, dondequiera que esté.

[descarga nuestra APP para recibir nuestro contenido destacado]

Te puede interesar: La Verdad, Benevolencia, Tolerancia siempre prevalecerá en el corazón del hombre

videoinfo__video2.bles.com||a2a9491f3__

Ad will display in 09 seconds