Redacción BLes –  Una joven portuguesa de 31 años tuvo un hematoma en el hombro durante seis años hasta que los médicos se dieron cuenta de que, en realidad, este era un raro cáncer de piel. 

El médico de cabecera la envió para más pruebas al departamento de dermatovenereologia, una especialidad que trata las enfermedades de transmisión sexual que provocan enfermedades de piel, en el Hospital de Braga, en Portugal. 

Una biopsia reveló que la mujer tenía un tipo de dermatofibrosarcoma protuberans (DFSP) llamado tumor de Bednar, un tipo raro de cáncer que se desarrolla en las capas profundas de la piel- 

El informe de casos BMJ, un sitio web especializado para profesionales de la salud reportó que, aparte de este “moretón”, la mujer estaba en perfecto estado de salud. 

Este tumor que normalmente afecta al abdomen, la espalda o los hombros, rara vez se propaga y hay una muy buena tasa de supervivencia. 

Los tumores de Bednar, que suelen ser un 5% de los casos de DFSP, están compuestos de melanina, que da color a las células y hace que las manchas de DFSP sean rojas o marrones.

Las marcas causadas por el cáncer a menudo se diagnostican erróneamente como un dermatofibroma inofensivo para el crecimiento de la piel.

También pueden confundirse con el cáncer de las células que producen tejido fibroso, conocido como fibrosarcoma o melanoma mortal.

Los autores instan a que cualquier lesión que no mejore por sí sola se realice una biopsia.

Ir a la portada de BLes.

¿Ya te has suscrito a nuestro canal de noticias BLes Mundo?

 

Temas: Categorías: Salud