Redacción BLes– En una nueva acción de los Estados Unidos en defensa de Taiwán frente a los atropellos del régimen chino, el senador republicano Rick Scott, presentó el jueves un proyecto de ley, que de aprobarse, autorizará a los Estados Unidos a emplear la fuerza militar en caso que el régimen chino intente invadir Taiwán. 

En un comunicado de prensa el senador explicó que la Ley de Prevención de Invasiones a Taiwán tiene como objetivo proteger a Taiwán de las crecientes amenazas de agresión por parte del Partido Comunista Chino (PCCh). Al mismo tiempo que reforzará la positiva y creciente relación entre Estados Unidos y Taiwán, garantizando también una sustancial mejora en las capacidades de defensa de la isla contra la invasión china. Según reportó Taiwán News.

“Durante meses, he pedido a la China comunista que deje de abusar de los derechos humanos, cumpla con su compromiso de respetar la autonomía de Hong Kong y ponga fin a sus esfuerzos por tomar medidas enérgicas contra Taiwán”, dijo Scott en su comunicado.

Según manifestó Scott, las amenazas que sufre cualquier aliado del país, se vuelve también una amenaza nacional, por eso considera que Estados Unidos debe hacer todo lo posible para disuadir al régimen comunista de usar su fuerza militar contra el poder democrático y pacífico. En ese contexto nace la mencionada ley, como muestra del compromiso con Taiwán, con la libertad y la democracia. 

Entre otras cuestiones, el proyecto presentado por el senador republicano, exige al régimen comunista chino que renuncie inmediatamente al uso o la amenaza de la fuerza militar para definir sus diferencias con Taiwán. Al tiempo que establece una serie de diálogos en materia de seguridad y ejercicios militares combinados entre Estados Unidos, Taiwán y socios de seguridad afines, para ejercer una planificación militar coordinada. La legislación también prevé profundizar los lazos comerciales y la relación económica bilateral para fortalecer la sociedad.

A la presentación de esta nueva ley de colaboración con Taiwán hay que sumar que el subsecretario de Estado de Estados Unidos, Keith Krach, se encuentra desde el jueves en Taiwán en la segunda visita oficial de un alto funcionario de la administración Trump en menos de dos meses.

Tal como indica el comunicado oficial del Departamento de Estado, el subsecretario Krach viajó a Taiwán para asistir al servicio conmemorativo del expresidente, Lee Teng-hui, el 19 de septiembre de 2020, dónde además se reunirá con la presidenta Tsai Ing-Wen y tendrá reuniones con otros funcionarios taiwaneses. 

Desde que comenzó su administración, el presidente Donald Trump, mantuvo diálogos constantes con el gobierno democrático de la isla. Según informó el SCMP, desde su asunción en 2017, Trump firmó siete importantes acuerdos de armas por un valor de 13.300 millones de dólares e impulsó varias leyes y acuerdos de asociación entre Estados Unidos y Taiwán.

Acorde a lo reportado por SCMP, el trasfondo de los encuentros que se vienen desarrollando entre autoridades de ambos países, sería lograr un acuerdo de libre comercio y así vincular aún más estrechamente a las dos economías.

El régimen chino, que considera a Taiwán un tema “existencial”, ha buscado durante décadas negarle a la isla armamento militar, aliados o reconocimiento internacional. La segunda visita de un alto funcionario en tan poco tiempo, sumado a los acuerdos que se vienen realizando entre Estados Unidos y Taiwán, no ha caído para nada bien en Pekín.

En una rueda de prensa el jueves, tal como informó AP News, el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Wang Wenbin, dijo que la visita de Krach “refuerza las fuerzas separatistas de la independencia de Taiwán y socava las relaciones entre China y Estados Unidos y la paz y la estabilidad en el Estrecho de Taiwán”.

Por último Wang amenazó: “Instamos a Estados Unidos que detenga de inmediato los intercambios oficiales y las acciones para mejorar sus relaciones con Taiwán, y maneje los asuntos relacionados con Taiwán con cautela. China dará las respuestas necesarias de acuerdo con el desarrollo de la situación”.

Luego de este último mensaje, el senador Scott presentó el proyecto de Ley de Prevención de Invasiones. Hasta el momento ningún representante del régimen chino hizo declaraciones al respecto.

Andrés Vacca– BLes.com