Redacción BLesPodría decirse que las novedades acerca de la medicina alternativa no fueron muy cubiertas o no estuvieron presente en la agenda de los medios de comunicación hegemónicos en el último año.

Un caso inusual que los grandes medios no reportaron fue el del Dr. Peter Gariaev, reconocido genetista y biólogo molecular ruso, quien fue declarado muerto el 17 de noviembre de 2020 por un edema cerebral a la edad de 79 años.

Unas semanas antes de su fallecimiento Gariaev había recibido una notificación de su nominación para el Premio Nobel de Medicina 2021, según informó el sitio web de salud Its Now You.

Gariaev fue creador de la genética cuántica de ondas y, como investigador independiente, no podría haber muerto en un momento más crítico y con la pandemia por resolver.

Su último artículo publicado en el sitio web del Instituto que él mismo fundó estaba dedicado a la pregunta “¿Cuál es la respuesta adecuada para luchar contra el COVID-19?”. Allí explicó cómo el Covid-19 fue creado en un laboratorio y por qué este y otros males de nuestros tiempos deben ser tratados a través de la Genética Cuántica de Ondas.

Le recomendamos: BUSCAN ‘CULTIVAR’ BEBÉS HUMANOS para EXPERIMENTAR y luego DEJARLOS SIN VIDA

Ad will display in 09 seconds

El Dr. Peter Gariaev demostró que la información genética de los organismos vivos está unificada por un “continuo cromosómico”, es decir, que la información viaja como un tren de ondas estable por todo el organismo a lo largo de la estructura geométrica altamente ordenada de la molécula de ADN. Esta información genética se imprime en nuestras redes de agua intracelular dejando una huella electromagnética para que la célula la lea. Este estado de gel cuasi-cristalino del agua almacena la información genética en forma de hologramas electromagnéticos y acústicos, que el experto reconoció como la verdadera fuente de los planos de la vida y la función biológica. El espectro de emisión de fotones altamente coherente de este código holográfico electromagnético puede captarse con un láser de banda ancha. Este patrón de interferencia electromagnética que se emite puede almacenarse o transmitirse. Esto significa que la información genética puede transmitirse o teletransportarse a través de la “luz” a cualquier distancia.

Cuando se puede proyectar información holográfica de órganos y tejidos sanos sobre los que no lo están, puede producirse una curación notable.

Esto se comprobó con un experimento en Toronto, Canadá, en el que los investigadores administraron veneno a un grupo de ratas para dañar su páncreas. Este grupo de control de ratas desarrolló diabetes y murió poco después. El otro grupo de ratas recibió información genética a través de un láser, destinado a volver a crecer y regenerar las células del páncreas dañadas. Este grupo de ratas sobrevivió y su páncreas volvió a ser funcional.

Los métodos de Gariaev para extender la vida sin recurrir a las vacunas

El Dr. Gariaev afirmó que existen dos métodos para ayudar a las personas a extender sus vidas utilizando esta tecnología, según reportó el blog DN.

  1. Tomaría las células madre del cordón umbilical del recién nacido de una persona, así como tejido de la placenta. A continuación, leería la información de esos tejidos usando un láser. El Dr. Gariaev luego traduciría esta información en un sonido y la grabaría en un MP3 para que la persona lo escuchara todos los días.
  2. El Dr. Gariaev habla sobre el tema común de que vivimos en un mundo de información holográfica y esta información está disponible para todos. Afirma que “tiene la tecnología para dirigirse a la persona holográfica”. Esto se hace leyendo la información holográfica de un recién nacido y transmitiéndola a una persona mayor o enferma, permitiéndole regenerarse, recuperarse e incluso revertir el proceso de envejecimiento.

Estos conceptos no solo se aplican a los humanos, sino que también se pueden aplicar a las plantas, en un experimento que el Dr. Gariaev y su equipo realizaron tomaron plantas que habían sido dañadas a nivel cromosómico. Se habló con los cromosomas dañados de un grupo de plantas usando un “algoritmo específico” hablado a través de un generador en varios idiomas. Al otro grupo se le repitió el mismo proceso, pero la diferencia fue que las palabras pronunciadas eran simplemente palabras al azar y sin sentido. El primer grupo de plantas se volvió sano y se recuperó, mientras que el grupo que recibió las palabras aleatorias y sin sentido continuó su progresión descendente.

Para poner esto en práctica con un ejemplo fácil de entender, usemos la mala comunicación y las palabrotas como ejemplo. Cuando usas palabrotas, cuando hablas con pereza, en voz baja o no eres claro con tu punto de vista, estas son señales electromagnéticas que llevan energía e información no solo al ADN y las células de otros sino a tus propias células.

Evidentemente el Dr. Gariaev demostró que existe otra medicina alternativa dispuesta a alargar y regenerar la vida, sin necesidad de utilizar vacunas. Su muerte sorprendió a muchos de sus colegas y admiradores pero sus trabajos siguen latentes en quienes apuestan por una medicina más humanitaria.

Yamila Cortez – BLes.com