El pasado 5 de mayo una tragedia enlutó a la aviación rusa, cuando un avión comercial de la empresa Aeroflot explotó tras un aterrizaje forzoso en la pista del aeropuerto Sheremetievo de Moscú, dejando un saldo de 41 muertos.

Respecto al accidente, los investigadores rusos priorizaron la pista de varios errores de pilotaje para explicar el aterrizaje de emergencia.

“El primer error de los pilotos fue despegar pese a la tormenta. Luego, cuando la situación era complicada pero lejos de ser catastrófica, aterrizaron en lugar de quemar queroseno”, explicó el diario Kommersant, citando una fuerte próxima a la investigación.

El piloto Denis Evdokimov explicó que el avión fue alcanzado por un rayo y que esto dejó fuera de servicio parte de los equipos de abordo.

De los 78 pasajeros y miembros de la tripulación, 41 murieron. Los dos pilotos sobrevivieron, así como la mayoría de los pasajeros instalados en la parte delantera.

A través de Bío Bío Chile.

Ir a la portada de BLes.  

¿Conoces nuestro nuevo canal de Youtube? ¡Suscríbete haciendo click aquí

Categorías: Mundo

Video Destacados