Redacción BLes – Los datos de radar de los satélites convertidos en imágenes muestran que parte del volcán ‘Hijo del Krakatoa’ de Indonesia ha desaparecido tras la erupción que el pasado fin de semana provocó el devastador tsunami que arrasó las costas de Java y Sumatra. 

La hipótesis de que la causa del desastre fue un deslizamiento de tierras del volcán Anak Krakatoa, Hijo de Krakatoa en indonesio, parece ser de momento la más aceptada.

De hecho, debido a que la actividad del joven volcán no cesa y dada la fragilidad del cráter del volcán, las autoridades elevaron el nivel de alerta el jueves y establecieron una zona de exclusión de cinco kilómetros alrededor de la isla reportó Reuters. 

Algunas de las imágenes de satélite no muestran demasiado del volcán debido a las nubes, sin embargo, las imágenes de radar de un satélite de la Agencia Aeroespacial de Japón tomadas antes y después de la erupción, muestran como el flanco suroeste del volcán ha desaparecido, según Times of India. 

“El desafío ahora es interpretar qué podría estar pasando en el volcán y que podría ocurrir a futuro”, explicó Dave Petley, de la Universidad de Sheffield (Reino Unido), tras analizar las imágenes.

Esta combinación de imágenes tomadas por la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón muestra el volcán Anak Krakatoa el 20 y el 24 de diciembre, antes y después de la erupción, lo que comprueba la deformación de su estructura.
Esta combinación de imágenes tomadas por la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón muestra el volcán Anak Krakatoa el 20 y el 24 de diciembre, antes y después de la erupción, lo que comprueba la deformación de su estructura.

El científico defendió la teoría de que un deslizamiento de tierra, en su mayoría submarino, fue el causante del tsunami que acabó con la vida de unas 430 personas el fin de semana pasado, mientras que unas 150 continúan desaparecidas. 

“La señal sísmica tiene un componente muy fuerte de baja frecuencia, característico de un evento inducido por deslizamiento de tierra, en lugar de tectónico”, asegura el científico apoyándose en la actividad sísmica recogida por Jamie Gurney y que el experto compartió en Twitter. 

“Los colapsos de los flancos volcánicos son un peligro bien conocido, y el potencial para el colapso de Anak Krakatau se ha destacado anteriormente, asegura Petley, añadiendo que estos deslizamientos tienen un enorme potencial destructivo, “pero se investigan de manera inadecuada en comparación con muchos otros peligros”, concluyó.

El volcán ha estado retumbando de vez en cuando desde junio, pero ha estado particularmente activo desde el domingo, arrojando lava y rocas, y enviando enormes nubes de ceniza hasta 3.000 metros en cielos muy nublados.

Las autoridades aseguran que la ceniza no es peligrosa, pero recomiendan a los residentes que usen máscaras y gafas protectoras mientras estén en el exterior y ha prohibido el tráfico aérero en la zona, según reporta Reuters. 

Ir a la portada de BLes

Temas: Categorías: Mundo