Redacción BLes – Los talibanes han ordenado a los dueños de tiendas en el oeste de Afganistán que corten la cabeza de los maniquíes, insistiendo en que violan la ley islámica. Aquellos que ignoran la orden de decapitación enfrentan severos castigos, según The Times.

Un video que muestra a hombres cortando cabezas de los maniquíes se volvió viral en Twitter. El video de 40 segundos llega unos días después de que los terroristas talibanes dieran la orden a los centros comerciales de la provincia occidental afgana de Herat.

Las instrucciones de ‘decapitar’ a las figuras en exhibición fueron dadas por el “Ministerio de Propagación de la Virtud y Prevención del Vicio”. El jefe del departamento local del ministerio, Aziz Rahman, advirtió que habría castigos severos si violaban la norma.

Los ministros creen que la gente adoraba a los maniquíes como ídolos y eso es considerado un pecado por el Corán, por lo que según declaró un funcionario al medio afgano Raha Press, mirar a la cara esos maniquíes va en contra de la ley.

Los propietarios de los centros comerciales de la ciudad y los vendedores de ropa inicialmente se enojaron por la directiva y algunos intentaron eludir la orden de decapitación cubriendo la cabeza de los maniquíes con capuchas o bolsas, pero Rahman dijo que eso no era suficiente. 

Las críticas de los comerciantes también fueron por las pérdidas monetarias. Uno de ellos dijo que los maniquíes cuestan hasta $200 cada uno y cortarles la cabeza es una “gran pérdida” para él.

Desde que los terroristas talibanes tomaron el poder por la fuerza el 15 de agosto, después de que el entonces presidente Ashraf Ghani huyera del país, una de las primeras acciones que llevaron a cabo fue restringir severamente las libertades de las mujeres y niñas, confinándolas en sus casas.

Les prohibieron a las niñas asistir a las escuelas secundarias en varias provincias, se les impidió en gran medida a las mujeres trabajar en el sector público y se las excluyó de los cargos gubernamentales.

Por otro lado, según informó Sky News a fines de diciembre, las autoridades de Kabul dijeron que a las mujeres que buscan viajar largas distancias no se les debe ofrecer servicio de taxis a menos que estén acompañadas por algún pariente masculino cercano.

Acorde a los informes, el ministerio también ha prohibido que las mujeres afganas conduzcan. Además ordenó a los canales locales que dejen de mostrar dramas y telenovelas con actrices, y que las presentadoras de noticias usen hiyabs mientras están al aire.

Además de las constantes amenazas a las libertades, la economía de Afganistán se ve cada vez más devastada desde la toma del poder por la fuerza de los terroristas. 

El Consejo de Seguridad de la ONU adoptó la semana pasada una resolución de Estados Unidos para hacer que la ayuda humanitaria llegue a los afganos desesperados mientras mantiene los fondos fuera del alcance del gobierno talibán, que aún no ha sido reconocido por ningún país.

Vanesa Catanzaro – BLes

Temas:

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.