Redacción BLes– Las autoridades judiciales de Irán informaron este sábado, que Navid Afkari, un campeón de lucha libre de 27 años, quien había sido condenado a muerte por asesinato, fue finalmente ejecutado en la provincia de Fars, a pesar de las numerosas solicitudes para que no se lleve a cabo dicha sentencia, enviadas por numerosas organizaciones y personalidades del mundo, incluido el presidente Trump.

Acorde a lo informado por AP News, la televisión estatal citó al presidente del Tribunal Supremo de la provincia de Fars, Kazem Mousavi, diciendo: “La sentencia de represalia contra Navid Afkari, el asesino de Hassan Torkaman, se llevó a cabo esta mañana en la prisión de Adelabad en Shiraz”.

Afkari fue arrestado el 17 de septiembre de 2018 y fue condenado a pena de muerte por ser considerarlo culpable del asesinato de un empleado de una empresa de suministro de agua, en la ciudad sureña de Shiraz, durante las protestas masivas contra la represión política en Irán. Sus hermanos Vahid y Habib también han sido condenados a penas de cárcel y a latigazos, en relación con este asesinato.

Según la información que trascendió, Afkari había participado en las protestas masivas contra la represión política en Irán durante 2018, el asesinato del cual se lo acusa habría acorrido durante las protestas, y se sospecha que el régimen quizo usar su condena de muerte como ejemplo para el resto de la sociedad, debido a su alto perfil en el país.

La televisión estatal iraní transmitió la semana pasada la supuesta confesión del luchador por el asesinato. Según denuncian grupos de derechos humanos y opositores al régimen, el video era muy similar a otras confesiones publicadas por el régimen iraní que se emitieron durante la última década, que presuntamente fueron coaccionadas bajo tortura por el propio gobierno. Según las denuncias en la última década habrían publicado por lo menos 355 confesiones forzadas de este tipo, según AP News.

El Comité Olímpico Internacional en un comunicado oficial el sábado dijo que estaba conmocionado y entristecido por la noticia de la ejecución del luchador, y que el presidente del comité, Thomas Bach, “había hecho llamamientos personales directos al líder supremo y al presidente de Irán esta semana y pidió piedad para Navid Afkari “.

Otras asociaciones de importancia a nivel mundial se sumaron a las solicitudes para frenar la ejecución, incluida la FIFA, la Asociación Mundial de Jugadores, Amnistía Internacional y decenas de otras organizaciones de derechos humanos. La semana pasada el presidente Trump también envió un mensaje vía Twitter a las autoridades iraníes para que reconsideren la situación y cancelen la pena de muerte.

En el mensaje se puede leer: “A los líderes de Irán, les agradecería enormemente que perdonen la vida de este joven y no lo ejecuten. ¡Gracias!”

El Consejo Nacional de Resistencia de Irán (NCRI), que representa la oposición más fuerte contra el gobierno teocrático iraní, según publicó Fox News, se habría expresado diciendo que el pueblo iraní no permanecerá en silencio ante la ejecución de Navid Afkari, a quien consideran inocente de culpa y cargo. Y que especialmente los jóvenes de la nación se levantarán en solidaridad por la injusta ejecución.  

Maryam Rajavi, el presidente actual del NCRI, dijo en un comunicado respecto a la ejecución del jóven: “solo agregará más leña a las llamas del levantamiento del pueblo iraní y fortalecerá su determinación de derrocar al régimen clerical para establecer la libertad y la democracia”.

Andrés Vacca – BLes.com