Redacción BLes – Los ministros de defensa de Estados Unidos, Japón y Australia se unen para establecer nuevas reglas y compromisos para afrontar de manera conjunta el nuevo escenario mundial después de la pandemia por el virus del PCCh (virus del Partido Comunista chino), y manifiestan su fuerte preocupación por los conflictos en los mares del Este y del Sur de China, la situación en Hong Kong y los lanzamientos de misiles balísticos de Corea del Norte. 

Una Declaración Conjunta entre Estados Unidos, Japón y Australia fue emitida luego de la  reunión ministerial virtual de defensa que fue llevada a cabo el pasado miércoles 7 de julio. Participaron de la misma la Ministra de Defensa Linda Reynolds de Australia, el Ministro de Defensa Kono Taro de Japón y el Secretario de Defensa de Estados Unidos, Mark Esper. 

La reunión fue convocada con motivo de enfrentar de manera conjunta, el nuevo escenario mundial generado por la pandemia del virus PCCh (virus de Partido Comunista chino) y mitigar sus impactos en toda la región del Indo-Pacífico. Se resaltó la necesidad de establecer nuevas reglas para que las tres naciones aborden la situación “de manera transparente, responsable y resistente”, dice el comunicado.

Además, los ministros manifestaron su “fuerte oposición a las acciones unilaterales desestabilizadoras o coercitivas que pudieran alterar el status quo”, e incrementar las tensiones en los mares del Sur y del Este de China. También expresaron su grave preocupación por los incidentes recientes en esa región, incluyendo la milicia marítima y los esfuerzos por interrumpir la explotación de recursos de otros países. Se resaltó la importancia de la resolución pacífica del conflicto, y se les pidió a todos los países de la región que “tomen medidas significativas para aliviar la tensión y generar confianza”.

Por otro lado, los tres jefes de defensa también hicieron referencia a la situación en Hong Kong tras la reciente imposición de la Ley de Seguridad Nacional por parte del régimen chino, manifestando su “profunda preocupación” por este hecho, que atenta contra la democracia y la libertad del pueblo de Hong Kong. 

Los ministros también expresaron en el comunicado, su gran preocupación por los repetidos lanzamientos de misiles balísticos de Corea del Norte, afirmando que violaron múltiples resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU, así mismo exhortaron a este país a que “cese las acciones que aumentan las tensiones y socaven la estabilidad regional, que cumpla con sus obligaciones internacionales y tome medidas claras para lograr el desmantelamiento completo, verificable e irreversible de sus programas de armas de destrucción masiva y misiles balísticos de todos los rangos, de acuerdo con las RCSNU”. 

Mediante esta reunión, que fue la novena celebrada entre estos tres países, las naciones “reafirmaron su compromiso conjunto para mejorar la seguridad, la estabilidad y la prosperidad en la región del Indo-Pacífico de acuerdo con sus valores compartidos y sus alianzas de larga data y asociaciones cercanas”. 

Cecilia Borrelli – BLes