​Redacción BLes – El sindicato de Policía Nacional, Alternativa Sindical de Policía (ASP), emitió ayer un comunicado de prensa exigiendo al Gobierno que estudie incluir en el código penal español la actividad de las ONG que “traen” en embarcaciones a miles de inmigrantes irregulares a Europa.

“En los dos últimos años hemos asistido a una actividad inusual por parte de algunas ONGs que provistas de buques, se adentran en aguas de Libia y Turquía para recoger a inmigrantes y trasladarlos a suelo europeo. La cifra “traída” por esas ONG supera ya los 150.000 extranjeros irregulares desde aguas de Turquía y Libia, hacia Grecia e Italia” afirman desde ASP.

Según el artículo 318 bis del Código Penal español, “todas aquellas personas u organizaciones que ayuden a entrar en territorio de la UE a personas de terceros estados, vulnerando la legislación de entrada, serán autores de un delito contra los ciudadanos extranjeros”. Sin embargo, el mismo artículo en su párrafo segundo exime de delito “cuando el objetivo perseguido por el autor fuere únicamente prestar ayuda humanitaria a la persona de que se trate”.

“Desde ASP queremos denunciar que salvo que se trate de un buque en situación de naufragio, avería grave por temporal o hundimiento, no se trata de un “rescate” se considera “rescate” cuando se produce un incidente ajeno a la voluntad de sus ocupantes. 

Sin embargo, a lo que nos enfrentamos es a algo que tanto la tripulación como el pasaje provocan para disfrazarlo de “rescate humanitario” y ser transportados a Europa, que es lo que tanto las mafias, como los pasajeros pretenden”.

Por tanto, las ONG no están “rescatando” inmigrantes irregulares, lo que están haciendo es “trayéndolos a Europa”. En ASP creen que las ONG les están haciendo la última fase del trabajo a las mafias, que por supuesto cobran el “servicio” antes de zarpar, en suelo libio. 

Cualquier embarcación tiene que prestar auxilio, pero existen grupos de crimen organizado que asesinan y ponen en riesgo vidas humanas y hay que luchar contra ellos. Nosotros lo que pedimos es que se investigue, porque no es lo mismo que una ONG se encuentra a la deriva a una patera de inmigrantes a que se actúe como ‘taxi’ desde la costa africana hasta la costa europea“, expresa Raul Cuesta, responsable de comunicación de ASP en un diálogo con BLes.

La postura de ASP es salvar vidas, pero lo que no podemos es fomentar este tipo de actividades para que los grupos de crimen organizado se empoderen y vayan a más. Pedimos que se legisle y que Europa se moje porque esta es una cuestión europea, no es un tema de España y mucho menos de la policía Nacional. Estamos convencidos que haciendo frente a esta situación se salvan vidas, convencidísimos”, afirma. 

Así las cosas, desde ASP exigen al gobierno español, que salvo las causas de emergencia descritas anteriormente:

1º.- Todas las actividades de interceptación de buques en el mar sean únicamente por embarcaciones oficiales del estado español.
2º.- El Gobierno apruebe la creación de un nuevo delito en el Código Penal español, a través del cual se impute tanto a las tripulaciones, como a los responsables de esas ONG que realizan ese tipo de actividades en alta mar.

Categorías: Mundo

Video Destacados