Redacción BLesEl 28 de julio el Vaticano anunció el nombramiento de Antonio Li Hui, un nuevo Obispo para la ciudad de Pingliang, provincia de Gansu, de acuerdo a Vatican News.

El nuevo obispo se graduó en el Seminario Nacional de la Iglesia Católica en China y fue ordenado sacerdote en 1996.

Según Matteo Bruni, director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, el Papa Francisco realizó el nombramiento el 11 de enero de 2021.

La designación se da en el marco de un acuerdo entre el Papa Francisco y el régimen comunista chino del año 2018, por el cual ya se nombraron a 5 obispos. Anteriormente, estos eran designados internamente por la Iglesia china y por lo general eran opositores al régimen.

Tal acuerdo levantó diversas críticas ya que los obispos elegidos tienen que jurar lealtad al partido comunista chino (PCCh), alejándose así de las prácticas ortodoxas del catolicismo. Otras críticas también se dieron porque el régimen chino tiene un largo historial en realizar persecuciones religiosas y los creyentes han sido un blanco continuo de ataques.  

Sin embargo, cuando el PCCh se infiltra en la iglesia ya puede controlar a los “fieles”, quienes encuentran colgados cuadros de los líderes comunistas en las paredes, en vez de imágenes de Jesucristo.

Altos funcionarios del PCCh presentaron un programa para “Sinicizar” toda práctica religiosa, insistiendo en que estas deben ser “de orientación china”. El PCCh establece que el gobierno debe brindar una guía activa a las religiones para que se adapten a la sociedad socialista.

En un comunicado firmado por los principales líderes católicos del país, estos dijeron: “Juramos caminar por un camino adecuado a una sociedad socialista, bajo el liderazgo del Partido Comunista Chino”.

Le recomendamos: Gobiernos “HACKEAN” a las personas y MANIPULAN sus decisiones, dice profesor TRANSHUMANISTA

Ad will display in 09 seconds

[BENEFICIO COMUNIDAD BLES.COM: 81% DE DESCUENTO en VPN – NAVEGA MÁS SEGURO QUE NUNCA con SURFSHARK – CLICK AQUÍ]

El rol del Papa en China, antes de Francisco

El régimen chino siempre rechazó categóricamente la figura del Papa y su autoridad para designar obispos.

A su vez, a través de la historia, bajo el mando de todos los Papas anteriores, el Vaticano se rehusó a reconocer los obispos “designados” unilateralmente por la Asociación Católica Patriótica de China, célula creada por el régimen para controlar el catolicismo en China.

Sin embargo, el Vaticano y el régimen chino están afianzando cada vez más sus relaciones diplomáticas, cortadas en 1951, poco después del ingreso del comunismo en China.

De acuerdo a diversos reportes, en diciembre de 2017, antes de sellar el acuerdo, el Papa Francisco envió una delegación del Vaticano a China para obligar al Obispo Peter Zhuang de Shantou a “retirarse” o ser degradado, de manera que el régimen chino pudiera establecer sus propios obispos que provengan de iglesias autorizadas por el régimen.

En el país asiático, todos los obispos y sacerdotes de la Asociación Católica Patriótica de China tienen que ser miembros del Partido Comunista Chino (PCCh), por lo que juran a este su lealtad incondicional y le entregan su vida.

Si bien este acercamiento del Vaticano con China fue promocionado como algo bueno, bajo las condiciones mencionadas anteriormente, el Papa Francisco está reconociendo y legitimando sacerdotes que juran su lealtad al Partido Comunista chino, quien es ateo por naturaleza. Sin embargo, el catolicismo tiene a Dios y a la Santísima Trinidad como sus pilares de adoración, algo totalmente opuesto a lo que pregona el PCCh.

Celeste Caminos– BLes.com