En la academia de danza de la Ópera de Viena, quince profesores forman a unos 130 niños y niñas de entre 10 y 18 años. De este centro salen casi la mitad de los bailarines del Ballet de la Ópera. Su directora hasta el viernes (20.12.2019) era Simdest Noja-Nebyla, quien fue destituida después de que una comisión especial encargada de estudiar denuncias de maltrato constatara graves deficiencias con riesgos para los niños alumnos de esa escuela.

En un comunicado, la sociedad gestora de los teatros nacionales de Austria explica que la decisión fue tomada en una reunión en la que participaron el ministro austríaco de Exteriores, Alexander Schallenberg, el director saliente de la Ópera, Dominique Meyer, y su futuro sucesor, Bogdan Roscic. Simone Wohinz, directora comercial de la compañía de ballet del prestigioso teatro lírico, asume interinamente la dirección de la escuela de danza, hasta el nombramiento de una nueva persona en el cargo.

Informe demoledor

El anuncio de estos cambios se produce después de que una comisión creada tras revelarse casos de maltrato en la institución, alertara, en un informe final presentado el pasado martes (17.12.2019) en Viena, de que los niños de la academia están en riesgo de sufrir daño físico y psicológico. Entre otros, el documento constata “falta de conciencia” por parte de los responsables de la academia respecto a los “problemas relacionados con la protección y el bienestar infantil”, incluida “la atención médica y terapéutica”

Según denunció la comisión, la prestigiosa academia de ballet de Viena pone en peligro el bienestar de los niños, incluso animándolos a fumar para mantenerse delgados. Además, el informe asegura que se infligieron graves abusos físicos y mentales a sus estudiantes, así como agresiones sexuales.

Fuente: DW

Te puede interesar: La maldad no tiene límites

videoinfo__video2.bles.com||6a9c45a50__

Ad will display in 09 seconds