Redacción BLes – El secretario de estado de Estados Unidos, Antony Blinken y el ministro de exteriores ruso, Sergey Lavrov tuvieron una breve reunión en Ginebra este viernes 21 de enero con el objetivo de evitar el conflicto armado entre Rusia y Ucrania, y reportes iniciales indican que los funcionarios tuvieron una charla ‘franca’ y positiva y lograron una tregua hasta la semana que viene.

Según DW, el medio de noticias alemán, los dos diplomáticos se reunieron brevemente en el Hotel President Wilson, donde plantearon si la diplomacia aún puede resolver la crisis.

Ambos dijeron que quedaron las puertas abiertas para continuar el diálogo, y Blinken describió la charla como “franca y sustancial”, calificándola como un “intercambio sincero de preocupaciones e ideas”.

Por parte rusa, Lavrov aseguró que Moscú recibirá una respuesta por escrito a sus demandas “concretas” de seguridad “la semana que viene”, promesa que fue confirmada por Blinken.

Lavrov calificó las conversaciones de “constructivas y útiles”. El enviado ruso también dijo que su país “nunca” ha amenazado al pueblo ucraniano.

Diplomacia ambigua

Siguiendo el mismo estilo ambiguo, ambos diplomáticos volvieron a acusar a su contraparte al mismo tiempo que se aseguran intentar el camino diplomático.

Blinken aseguró que si Rusia ataca a Ucrania habrá una respuesta ‘unida, rápida y severa’ y dijo que la situación está en un ‘momento crítico’, pero el gobierno ruso criticó a la administración Biden que hacer tales comentarios ‘facilitan la desestabilización de la situación’.

El funcionario estadounidense también pidió al Kremlin que retire sus tropas de la frontera con Ucrania, que ahora rodean al país por varios frentes.

Lavrov, haciendo eco de lo que los reportes en los medios estatales informaron durante la escalación del conflicto, argumentó que la concentración de tropas rusas en la frontera con Ucrania, es una reacción al avance de las fuerzas de la OTAN.

A Moscú le preocupa su seguridad “no por amenazas inventadas, sino por hechos reales que nadie oculta: el abastecimiento de armas a Ucrania, el envío de cientos de instructores militares occidentales”, dijo Lavrov refiriéndose a las fuerzas británicas recientemente enviadas a Ucrania.

Posible reunión entre Putin y Biden

Blinken confirmó la posibilidad de que los líderes de ambos países, Rusia y Estados Unidos, se reúnan si hace falta para poder darle una solución diplomática al conflicto.

“Si llegamos a la conclusión (y) los rusos a la conclusión de que la mejor manera de resolver las cosas es a través de una nueva conversación entre ellos, estamos ciertamente dispuestos a hacerlo”, dijo Blinken.

España se mete en la pelea

Reportes del jueves 20 de enero, indican que España envió barcos de guerra al Mediterráneo y el Mar Negro para reforzar las fuerzas navales de la OTAN, e incluso está considerando el envío de aviones de guerra para desalentar al potencial invasión de los rusos a Ucrania.

Según The Hill, un bombardero ya está en camino y una fragata será enviada dentro de tres o cuatro días, dijo el jueves la ministra española de Defensa, Margarita Robles.

“Rusia no puede decir a ningún país lo que tiene que hacer, por lo que la OTAN protegerá y defenderá la soberanía de cualquier país que pueda o quiera entrar en la OTAN”, dijo y añadió que España quiere una “respuesta exclusivamente diplomática” para resolver el conflicto.

Alvaro Colombres Garmendia – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.