Redacción BLesUn nuevo atentado en Afganistán causó la muerte de 25 personas, al menos,  y heridas a 50 más en el hospital militar Sardar Mohammad Daud Khan de Kabul, con capacidad para 400 camas, de acuerdo con datos extraoficiales. 

A las dos explosiones principales causantes de los mayores daños siguió el ataque de milicianos armados que entraron a las edificaciones disparando indiscriminadamente, informó el portavoz talibán, Bilal Karimi, de acuerdo con Reuters del 2 de noviembre.  

También amplió diciendo que 4 de los terroristas fueron abatidos y otro fue capturado. Aunque nadie se ha adjudicado la autoría del atentado, sus características señalarían  que se trata del grupo ISIS que acosa con frecuencia al dominio talibán en el país.

Este grupo terrorista ya ha atacado recientemente varias veces, poniendo en duda la capacidad de los talibanes para mantener el control en la región, como han prometido. 

Hace menos de un mes que una explosión detonó entre fieles musulmanes chiitas en una mezquita en el norte de Afganistán, matando o hiriendo a al menos 100 personas, dijo un funcionario policial talibán. 

Aunque no hubo una reivindicación inmediata de la responsabilidad de la explosión, que tuvo lugar en Kunduz, la capital de la provincia de Kunduz, el portavoz de los talibanes, Bilal Karimi, declaró a CBS News que el ISIS-K estaba detrás de la matanza, que según él se había cobrado al menos 46 vidas. Más de 140 personas resultaron heridas.   

A pesar del poderoso equipo militar abandonado en su territorio por el ejército de Estados Unidos tras su desalojo del país, los talibanes se enfrentan a grupos rebeldes y a otras crisis internas como la de la falta de alimentos, que amenaza a millones de habitantes.

En este sentido, el gobierno británico envió una misión diplomática a Afganistán el 5 de octubre para reunirse con los líderes del grupo extremista de los talibanes que controlan el país, bajo el argumento de evitar que el país se vuelva una ‘incubadora de terrorismo’ y extender ayuda humanitaria, reportó Daily Mail.

El Alto Representante del primer ministro para la Transición Afgana, Sir Simon Gass, y el Encargado de Negocios de la Misión del Reino Unido para Afganistán en Doha, Dr. Martin Longden, fueron encargados de la misión

Esta es la primera reunión diplomática de un gobierno Occidental con los talibanes y podría abrir la puerta a que otros gobiernos, especialmente de la Unión Europea, sigan los mismos pasos. 

Aunque, al parecer, no significa que el Reino Unido haya reconocido a los talibanes como un gobierno legítimo, sino que solo tiene la intención de establecer un canal de comunicación.

Por otro lado, Estados Unidos invadió Afganistán en 2001 luego de haber descubierto que el régimen talibán había permitido y facilitado que los terroristas del grupo Al-Qaeda llevaran a cabo el ataque a las Torres Gemelas el 11 de septiembre.

Las fuerzas militares estadounidenses sacaron a los talibanes del poder y ayudaron a crear un gobierno propio.

Luego de que las tropas estadounidenses y aliadas se retiraron de Afganistán en agosto de este año, los talibanes derrocaron al gobierno afgano y volvieron a tomar el poder del país, prometiendo que lo controlarían, no obstante, ahora crecen las dudas al respecto. 

José Hermosa – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.