¿Sabías que los fuegos artificiales fueron inventados en forma accidental hace 1.200 años?

Cuenta la historia que fue un cocinero quien hizo los primeros fuegos artificiales cuando mezcló accidentalmente sal, azufre y carbón, y llenó una rama de bambú con estos ingredientes.

A partir de ahí comenzaron a utilizarse en las bodas y algunas festividades.

Posteriormente, Marco Polo llevó la pólvora a Europa y  el uso de la pirotecnia se extendió poco a poco alrededor del mundo.

Se cree que los primeros que los usaron como espectáculo fueron griegos y romanos.

Los árabes lo aprendieron de ellos y perfeccionaron la técnica.

En el siglo VII, los alquimistas de Arabia dominaban el arte de la cohetería, las bengalas y los petardos, y lo introdujeron en España.

Los diseños de colores que hoy conocemos es posible gracias a la incorporación del cinc y del clorato de potasio, logrados a partir del primer tercio del siglo XVIII.

Al principio eran utilizados para celebrar victorias en las guerras, pero después comenzaron a emplearse en muchas festividades y competencias deportivas.

Lo cierto es que siguen siendo un espectáculo absolutamente cautivador y que cada vez los hacen más extraordinarios y artísticos.

Por ejemplo, la asombrosa imagen que el artista chino Cai Guo-Qiang construyó con fuegos de artificio.  

Y lo conmovedor es que lo hizo en honor a su abuela, para poder ir “a visitarla” al reino celestial donde ella se encuentra.

Para ello, Quiang formó unas escaleras que se van armando con pirotecnia, hasta llegar bien alto en el cielo.

Esto se logró gracias a un globo que direccionó los fuegos artificiales. 

En realidad, Cai Guo-Qiang es famoso por su dominio de la pólvora, y ha recorrido el mundo deslumbrando a todos con sus fulgurantes creaciones.

Ahora, posiblemente, desde más allá de las estrellas, la amada abuela pudo disfrutar del devoto mensaje de amor de su nieto.

videoPlayerId=e72b8a534

Te recomendamos:

videoPlayerId=b18633ebb

Categorías: Asombroso

Video Destacados

Assista a compilação desses cães fazendo seus donos morrerem de rir