El juicio tiene varios días de parón antes de retomar las duras sesiones en las que uno y otro se acusan de malos tratos.

La actriz Amber Heard y su exmarido, el también actor Johnny Depp, llevan días de un duro juicio en el que tanto la una como el otro se acusan de malos tratos, vejaciones y episodios violentos. 

En el litigio, Depp la acusa de difamación por un artículo que ella publicó en el diario The Washington Post en 2018, después de su divorcio, en el que aseguraba haber sufrido “abuso doméstico”.

El actor pide a su expareja 50 millones de dólares por daños y perjuicios.

Por su parte, Heard ha respondido con una contrademanda en la que alega que Depp ha impulsado una campaña de difamación en su contra y le reclama 100 millones.

Es la primera vez que los dos famosos se enfrentan entre sí ante la justicia: en el juicio celebrado en 2020 en Londres, y que Depp perdió, la actriz acudió en calidad de testigo, ya que la acusación era contra el diario británico The Sun por un artículo que calificaba al actor de “agresor de mujeres”.

El caso es que en la última antes de un parón de una semana, tras la que se retomará el juicio se ha producido algo inédito, un cruce de miradas entre Depp y Heard, algo que han estado evitando durante días. 

En un momento dado, al acabar la sesión, la actriz baja del estrado, pero sin percatarse de que Depp trata de abandonar la sala precisamente por ese lado, por lo que ambos llegan a estar muy cerca.

Sin embargo, los alguaciles intervienen cortando el paso a Depp, que se da la vuelta y charla con su equipo jurídico mientras Heard cruza la sala con una alguacil para salir por el otro lado del local.

Fuente: 20minutos.es

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.