Ricardo Escalante es un patinador de descenso que ha debido remar por años contra la corriente buscando recursos que le permitan representar a Chile en el extranjero.

Pese a la falta de apoyo económico, el deportista se las ha ingeniado para conseguir importantísimos logros a nivel mundial: décimo lugar ranking mundial 2017, tercer lugar ranking mundial 2018 y recientemente quinto lugar en los World Roller Games de Barcelona, en España.

Ahora, Ricardo ha decidido parar, ya que no puede seguir costeando de su bolsillo los viajes que realiza para competir a nivel mundial con Chile.

Ha pensado en el retiro, pero tiene fe y quiere cruzar los dedos pensando en que su caso pueda generar algún cambio en el deporte nacional.

A continuación, su verdad en un entrevista con BioBioChile.

Ricardo, llevas 27 años de carrera deportiva, ¿en qué momento comienzas a darte cuenta que la cosa no va bien? Económicamente hablando.

Cuando dejé la disciplina del patín carrera y comencé en Inline Downhill (patinaje de descenso) todo fue diferente, me di cuenta de que estaba solo, que a pesar de competir a nivel mundial en Chile no había apoyo y entendí que la disciplina más importante del patinaje nacional era el patín carrera.

En patín carrera gané muchos títulos internacionales para mi país, logros panamericanos, cono sur, siendo el más importante la medalla de plata en el Mundial de Venezuela, con la cual conseguí la beca PRODAR. Con eso podía costear algunos gastos.

¿Cómo lo haces para costear tu carrera actualmente?

Soy Masoterapeuta y Rehabilitador Deportivo. También soy personal trainer y estoy terminando la carrera de Técnico Deportivo. Trabajo con un club de patín carrera y doy clases a domicilio.

Trabajo como toda la gente, pago mis estudios, tengo una hija, pero también me tengo que endeudar para cubrir gastos deportivos. Conseguir tarjeta para pagar mis pasajes en 12 cuotas, conseguir para estadía, transporte, alimentación, etc.

La familia es el pilar mas importante con el cual puedo contar.

Instagram
Instagram

¿Has acudido a tu federación? (Federación Chilena de Hockey y Patinaje) ¿Qué respuestas te han dado? Porque tus buenos resultados están a la vista.

En la Federación me conocen hace 26 años, ellos pagaron mi inscripción al Mundial de Barcelona y hacen el papeleo correspondiente en los dos Roller Games que van hasta ahora.

Me dicen que para costear viajes y estadía hay que hacer un proyecto para postular. Me lo pidieron para hacer un clasificatorio a nivel nacional. Lo redacté para llevar 2 varones y 2 damas, pero solo fue una pérdida de tiempo, porque me dijeron que los dineros que maneja la Federación son pocos. Sin embargo, en este momento solo soy yo quien viaja y representa a Chile en mi disciplina, no creo que para ellos sea tan difícil realizar el trámite que ya conocen si además tengo buenos resultados.

Actualmente estás en Barcelona compitiendo en los World Roller Games. Allá tuviste que competir con ruedas prestadas, ¿cómo fue eso?

La pista tenía otras dimensiones, era totalmente diferente. A principios de mayo confirmaron las especificaciones, pero dos semanas después sorpresivamente la cambiaron. Uno tiene su presupuesto listo y traje unas ruedas muy gastadas, pero no me servían para esta nueva pista. En Chile había comprado ruedas nuevas, las cuales no me funcionaron en Barcelona.

Afortunadamente, hablando con un amigo, me prestó material de punta, unas ruedas prácticamente nuevas y unos rodamientos muy buenos. Con ese material tuve que entrenar y competir. En la competencia que quedé en quinto lugar, lo hice por 11 centésimas del tercer puesto.

En la otra competencia llegué a la semifinal, pero tuve una caída muy fuerte, ya que las ruedas no tenían adherencia. Si voy a estar compitiendo con material prestado todo se complica.

Las ocho ruedas tienen un valor de 120.000 pesos chilenos (176 dólares). Ese dinero prefiero usarlo en alimentación y transporte. Estoy a cinco kilómetros de la pista y en algún momento tuve que venirme caminando al hotel, con todo el peso, ya que tenía que ahorrar para poder alimentarme.

Instagram
Instagram

¿Has tenido otro tipo de percances?

En alguna World Cup he tenido que dormir en el suelo de una casa de la gente que me acoge. En México me tocó dormir en el suelo y aún así gané las dos competencias. Claramente no puedes descansar bien y va jugando en contra.

Tu carrera, por lo que cuentas, es prácticamente solitaria, ¿nadie de la Federación viaja contigo?

Para la Federación mi deporte es bastante nuevo, a pesar de que lleva muchos años como disciplina. Efectivamente viajo solo. Cuando fui a China me junté con unos amigos italianos para poder compartir los gastos del departamento que se arrendó. Desde ahí nos teníamos que ir patinando hacia la pista.

Si hay campeonato de patinaje de velocidad ellos van como delegación, en mi caso siempre viajo solo.

Ricardo, cuando llegues a Chile, ¿colgarás los patines?

No quiero colgar los patines, quizás sí bajar las cargas. Lo que haré es dejar de invertir dinero en representar a mi país viajando al extranjero. Quiero cruzar los dedos para ver si generé algún tipo de ruido a nivel nacional, pensando en que tal vez fui el último deportista que le pasa esto, que teniendo los logros no pueda seguir compitiendo por falta de apoyo.

Quiero cruzar los dedos para ver si tengo algún tipo de apoyo.

A través de Bío Bío Chile

Le puede interesar: La Verdad, Benevolencia, Tolerancia siempre prevalecerá en el corazón del hombre

videoinfo__video2.bles.com||a2a9491f3__

Categorías: Deportes

Querido Lector,

En BLes tenemos un sueño: revivir la honestidad y la verdad.

Actualmente en todo el mundo se está librando una batalla decisiva, y la gente del mundo está despertando ante la manipulación de la información, las censuras y las fake news.

Nuestros reportajes nunca son influenciados por el interés comercial o político. La prioridad de BLes ha sido siempre, desde de su fundación, reflexionar y reportar sobre política, economía, ciencia, salud y otros temas de actualidad siempre con honestidad y veracidad.

Así, BLes es parte de un cambio trascendental que atraviesa hoy la humanidad, emergiendo como una fuerza recta y virtuosa, guiada por los principios de Verdad, Benevolencia y Tolerancia.

El mundo está cambiando, los medios que no han hecho su trabajo profesionalmente e imparcialmente y se han dejado seducir por beneficios materiales o intereses personales, tendrán que desaparecer, porque el mundo ha despertado.

El periodismo tiene que volver a abrazar los valores, porque el mundo quiere la verdad.

Pronto podremos ver que el periodismo será respetado nuevamente. Se volverá creíble, reportará con veracidad y con rectitud. Somos uno de los pioneros de esta nueva manera de contar las noticias, con consciencia de un nuevo mundo basado en los valores.

Ayúdanos a hacerlo realidad. Apóyanos para continuar con esta misión.