Redacción BLes – Un equipo de arqueólogos egipcios ha descubierto tres tumbas a pocos kilómetros al sur de las tres grandes pirámides de Giza. 

Los enterramientos pertenecían a sacerdotes de la quinta dinastía, entre ellas dos ellos compartían una misma tumba, Behnui-Ka y Nwi Who, según desveló el Ministerio de Estado de Antigüedades de Egipto. 

“Al principio pensamos que íbamos a encontrar tumbas de los últimos tiempos, pero encontramos una tumba de la quinta dinastía del antiguo Egipto. Estamos hablando de una tumba de 4.400 años de antigüedad”, explicó a EFE el secretario general del Consejo Supremo. de Antigüedades y director del equipo de la Misión Arqueológica de Egipto Mostafa Waziri.

Los trabajos comenzaron en agosto de 2018 y hubo que desalojar 450 metros cúbicos de escombros para llegar a las magníficas tumbas, con sarcófagos de madera y artefactos extremadamente bien conservados.

Un arqueólogo egipcio trabaja en el sitio de entierro recién descubierto, la Tumba de Behnui-Ka y Nwi, que se remonta al año 2500 a. C. cerca de las Grandes Pirámides.
Un arqueólogo egipcio trabaja en el sitio de entierro recién descubierto, la Tumba de Behnui-Ka y Nwi, que se remonta al año 2500 a. C. cerca de las Grandes Pirámides.

Los sacerdotes estaban muy bien posicionados en vida, revelan los grabados: Behnui-Ka tenía siete títulos y era el purificador del faraón Khafre, mientras que Nwi Who tenía cinco títulos, incluido el sacerdote de Maat, responsable de la justicia y la diosa de la justicia y la verdad, según la mitología egipcia.

Las tumbas estaban ocultas bajo las dunas separadas por pocos metros entre ellas y guardadas por puertas de piedra caliza, un indicador del alto nivel de los clérigos, pues ese tipo de piedra solo podía utilizarse bajo estricto permiso del emperador.

Un arqueólogo egipcio trabaja en el sitio de entierro recién descubierto, la Tumba de Behnui-Ka y Nwi, que se remonta al año 2500 a. C. cerca de las Grandes Pirámides.
Los expertos aseguran que hasta ahora solo se ha descubierto un 30% de los restos arqueológicos de Egipto y que el otro 70% aguarda bajo la arena.

El interior de las tumbas está profusamente decorado con grabados jeroglíficos e incluso algunos de los sarcófagos de madera han conservados los colores intactos. 

“Los sarcófagos están en perfectas condiciones porque estaban bien pintados, coloreados y decorados. Los exhibiremos en nuestros museos egipcios como los de Sharm al-Sheikh y Hurghada”, dijo Waziri después de visitar la tumba.

El reconocido egiptólogo Zahi Hawas destacó a EFE la gran importancia de este descubrimiento ya que se remonta a l Dinastía 26 (664-525 aC), la última que gobernó Egipto. Antes de la invasión persa.

“Detrás de la Gran Esfinge encontramos grandes tumbas de los sacerdotes de Khafre y aquellas personas que hemos descubierto están conectadas a los sacerdotes de la 26ª Dinastía (que estaba) detrás de la Esfinge“, explicó el experto. 

Ir a la portada de BLes.

¿Conoces nuestro canal de Youtube BLes Mundo? ¡Suscríbete!

 

Temas: Categorías: Cultura