Redacción BLes – En el extremo noreste de Estados Unidos, en el pueblo de Griswold, Connecticut, un grupo de investigadores desenterró los restos de un hombre que murió en el siglo XIX y que aterrorizaba a los pueblerinos por ser considerado como un ‘vampiro’.

Se trata de un hombre conocido como John Barber, un granjero pobre que murió de tuberculosis. Según informó la revista científica Livescience ‘JB 55’, como indicaba una inscripción en su ataúd, murió hace doscientos años y fue desenterrado hace tres décadas solo para cambiar la posición de sus extremidades, apoyándolas sobre la caja torácica en forma de cruz a manera de ritual para evitar que volviera a la vida.

[La historia que conmocionó a Argentina: Fue a la morgue a despedirse de su hija y encontró que estaba viva]

El primer desentierro habría sido llevado a cabo por los mismos familiares de Barber, quienes querían quemar su corazón con la intención de que no los persiguiera, sin embargo el órgano que buscaban ya se había descompuesto, por lo que decidieron reordenar sus huesos de una manera tal que pudieran garantizar la protección de los vivos de un chupasangre no muerto, informó Livescience.

Como señala la revista científica, análisis forenses determinaron que Barber tenía además una clavícula rota la cual estaba mal curada y también sufría de artritis en una rodilla. La tuberculosis que acabó con su vida fue tan aguda que provocó dos lesiones en sus costillas.

La tuberculosis con la que lidió probablemente llevó a que sus conocidos pensaran que en realidad era un vampiro. De acuerdo con Livescience, Jennifer Higginbotham, investigadora de ADN del Sistema de Examinadores Médicos de las Fuerzas Armadas de EE. UU, señaló que entre el siglo XVIII y XIX la tuberculosis causaba úlceras en los pulmones, lo que provocaba palidez y debilidad.

[Tuvo un derrame cerebral por consumir bebidas energéticas en exceso mientras su esposa estaba embarazada]

Además, según Higginbotham, era común que como consecuencia de dicho padecimiento, quienes sufrían sus síntomas tenían manchas de sangre en la comisura de la boca luego de toser, además de que sus encías se desgastaban, dando la apariencia de que los dientes eran más largos.

De acuerdo con Fox News, los hallazgos de los restos identificados por los investigadores fueron revelados en una presentacion en el Museo Nacional de Salud y Medicina en Silverspring, Maryland, Estados Unidos durante el mes pasado.

El hallazgo se trataría de un caso único en su tipo ya que sería hasta ahora el único vampiro del país al que le han hecho un estudio científico para estudiar sus restos. “Este caso ha sido un misterio desde la década de 1990”, indicó la científica forense Charla Marshall, quien hizo parte de la investigación, según informó RT.    

También te puede interesar: Impactante informe sobre el macabro turismo de trasplantes en China.

videoinfo__video2.bles.com||e7ab1c649__

Temas: Categorías: Ciencia