Redacción BLes – El módulo de aterrizaje de la misión espacial InSight de la NASA que tomó tierra recientemente en la superficie de Marte, ha procedido a colocar el primero de sus dos instrumentos de medición completando el hito de mayor importancia en el transcurso de las operaciones, informó la agencia espacial. 

“El despliegue del sismómetro es tan importante como el aterrizaje del InSight en Marte”, destacó el investigador principal de InSight, Bruce Banerdt, que trabaja en el Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA en Pasadena, California (JPL). 

“El sismómetro es el instrumento de mayor prioridad en InSight: Lo necesitamos para completar las tres cuartas partes de nuestros objetivos científicos”.

De hecho, el instrumento (también conocido como el Experimento Sísmico para Estructura Interior, o SEIS) permitirá a los investigadores estudiar la “profundidad y composición” de las capas internas del planeta, al analizar cómo las atraviesan las ondas sísmicas.

El módulo de aterrizaje InSight de la NASA colocó su sismómetro en Marte el 19 de diciembre de 2018. Esta ha sido la primera vez que un sismómetro ha sido colocado en la superficie de otro planeta. Crédito: NASA.
El módulo de aterrizaje InSight de la NASA ha colocado por primera un sismómetro ha sido en la superficie de otro planeta. Crédito: NASA.

“Tener el sismómetro en tierra es como tener un teléfono en el oido”, indicó Philippe Lognonné, investigador principal del SEIS del Institut de Physique du Globe de Paris (IPGP) y de la Universidad de Paris Diderot. “Estamos encantados de estar ahora en la mejor posición para escuchar todas las ondas sísmicas bajo la superficie de Marte y desde su interior profundo”.

Una vez depositado en el suelo frente al módulo de aterrizaje el 19 de diciembre, el equipo del InSight ha comenzado a nivelarlo, ya que se encuentra en un terreno inclinado de 2 a 3 grados. El sismómetro comenzará a transmitir datos a la Tierra en cuanto quede fijado definitivamente.

Los ingenieros y científicos de la JPL, la agencia espacial nacional francesa Centre National d’Études Spatiales (CNES) y otras instituciones afiliadas al equipo SEIS trabajarán durante semanas para ajustar la sujeción del aparato y minimizar el ruido.

Asimismo, esperan dar por concluida la instalación del instrumento a principios de enero, después de que el brazo robótico le coloque el Escudo Térmico y de Viento para estabilizar el ambiente alrededor de los sensores.

El siguiente paso consistirá en colocar, también a través del brazo, la sonda de calor (también conocida como la Sonda de Flujo de Calor y Propiedades Físicas, o HP3) a finales de enero.

“El calendario de actividades de InSight en Marte ha ido mejor de lo que esperábamos”, expresó satisfecho Tom Hoffman, Director de Proyecto de InSight, que también trabaja en el JPL. “Poner el sismómetro en el suelo es un regalo de Navidad increíble”.  

Ir a la Portada de BLes.com.

Temas: Categorías: Ciencia