Redacción BLes – El 16 de diciembre, el cometa 46P/Wirtanen, el más brillante de este año que acaba, hizo su acercamiento más próximo a la Tierra en más de 20 años, anunció la NASA este jueves. 

Su última aparición tan cercana, hace más de dos décadas, no dio lugar a un estudio más profundo dado que las imágenes digitales y la astronomía láser no estaban tan desarrolladas como hoy en día. 

En esta ocasión y casi como un regalo de Navidad, los expertos han tenido la ocasión de hacer un escrutinio del cometa sin precedentes. 

Imagen del cometa 46P/Wirtanen tomada por Barry Burgess el 20 de diciembre desde Indian Fields, Nueva Escocia, Canadá.
Imagen del cometa 46P/Wirtanen tomada por Barry Burgess el 20 de diciembre desde Indian Fields, Nueva Escocia, Canadá.

La combinación de las capacidades únicas del Hubble, el Observatorio de rayos X Chandra de la NASA y el Observatorio Swift de Neil Gehrels para estudiar cómo se liberan los gases desde el núcleo, de qué están compuestos los helados del cometa, y cómo el gas en estado de coma es alterado químicamente por la luz solar y radiación solar, permitieron a los investigadores realizar un estudio muy detallado.

El Hubble capturó esta vista del cometa 46P / Wirtanen el 13 de diciembre de 2018. Créditos: NASA, ESA, D. Bodewits (Universidad de Auburn) y J.-Y. Li (Instituto de Ciencia Planetaria)
El Hubble capturó esta vista del cometa 46P / Wirtanen el 13 de diciembre de 2018. Créditos: NASA, ESA, D. Bodewits (Universidad de Auburn) y J.-Y. Li (Instituto de Ciencia Planetaria)

En el Observatorio WM Keck en Hawái, un grupo de científicos liderados por el físico de la American University, Boncho Bonev vivieron la experiencia muy intensamente. 

“Es muy emocionante porque el cometa está tan cerca y lo suficientemente brillante como para estudios astronómicos detallados”, dijo Bonev en una declaración desde el observatorio que recogió la revista científica Space.

“El cometa Wirtanen está a solo 30 distancias lunares de nuestro planeta, lo que significa que es aproximadamente 30 veces la distancia a la luna. Eso no es nada comparado con las vastas distancias con las que suelen trabajar los astrónomos”, agregó.

El equipo recibió un valioso tiempo de telescopio entre el 16 y el 17 de diciembre, justo cuando ocurrió el acercamiento más cercano. Su sincronización coincidió perfectamente con el relanzamiento del recién actualizado instrumento del espectrógrafo de infrarrojo cercano (NIRSPEC). NIRSPEC tiene más píxeles que funcionan con mayor sensibilidad, lo que permite a los astrónomos detectar objetos mucho más débiles en el cielo.

El Observatorio Estratosférico de Astronomía Infrarroja de la NASA, SOFIA, tomó esta imagen del cometa el 16 y 17 de diciembre cuando el avión volaba a más de 12.000 metros de altura.

SOFIA tomó esta imagen del cometa 46P / Wirtanen el 16 y 17 de diciembre de 2018. Créditos: NASA / SOFIA
SOFIA tomó esta imagen del cometa 46P / Wirtanen el 16 y 17 de diciembre de 2018. Créditos: NASA / SOFIA

SOFIA es un avión de pasajeros Boeing 747SP modificado para llevar un telescopio de 2,7 metros de diámetro.

El cometa 46P/Wirtanen orbita alrededor del Sol una vez cada 5,4 años, mucho más rápido que la órbita de 75 años del más famoso cometa Halley. La mayoría de sus pasos a través del sistema solar interior están mucho más lejos de la Tierra, lo que hace que la exhibición de este año sea particularmente notable, destaca la NASA.

Ir a la portada de BLes.