La cámara de seguridad de un ascensor y, posteriormente, de un parking en Sichuan (China) han captado la angustiosa estampa de un hombre desmayándose dos veces en unos minutos, en lo que parece ser un caso de ‘karoshi’, nombre japonés para diversos problemas de salud relacionados con el exceso de trabajo.

Según el South China Morning Post, esta persona sería un doctor que “ocupado salvando vidas, se pone a sí mismo en último lugar”. Al parecer, el hombre conducía “ocho operaciones al día (…), siempre trabaja hasta tarde (…), y trata su lugar de trabajo como su hogar”. A causa de las caídas, el trabajador sufrió daños en la cabeza y se partió los dos dientes delanteros.

videoinfo__video2.bles.com||80bb97444__

Ad will display in 09 seconds

Aunque ocasionalmente se producen casos en otros lugares, el ‘karoshi’ es un problema especialmente ligado a las culturas del trabajo en países de Asia Oriental, como Japón, Corea del Sur, Taiwán y China. En particular, muchos trabajadores sufren distintos síntomas, como desmayos, depresión, ataques cardíacos, estrés crónico e incluso la muerte, debido a las excesivas jornadas laborales que desempeñan.

Fuente: 20 minutos.

Te puede interesar: Este médico oriental explica cuál es la raíz de las enfermedades y cómo eliminarlas

videoinfo__video2.bles.com||edc802b28__

Ad will display in 09 seconds

Categorías: China

Querido Lector,

En BLes tenemos un sueño: revivir la honestidad y la verdad.

Actualmente en todo el mundo se está librando una batalla decisiva, y la gente del mundo está despertando ante la manipulación de la información, las censuras y las fake news.

Nuestros reportajes nunca son influenciados por el interés comercial o político. La prioridad de BLes ha sido siempre, desde de su fundación, reflexionar y reportar sobre política, economía, ciencia, salud y otros temas de actualidad siempre con honestidad y veracidad.

Así, BLes es parte de un cambio trascendental que atraviesa hoy la humanidad, emergiendo como una fuerza recta y virtuosa, guiada por los principios de Verdad, Benevolencia y Tolerancia.

El mundo está cambiando, los medios que no han hecho su trabajo profesionalmente e imparcialmente y se han dejado seducir por beneficios materiales o intereses personales, tendrán que desaparecer, porque el mundo ha despertado.

El periodismo tiene que volver a abrazar los valores, porque el mundo quiere la verdad.

Pronto podremos ver que el periodismo será respetado nuevamente. Se volverá creíble, reportará con veracidad y con rectitud. Somos uno de los pioneros de esta nueva manera de contar las noticias, con consciencia de un nuevo mundo basado en los valores.

Ayúdanos a hacerlo realidad. Apóyanos para continuar con esta misión.