El sistema médico de Corea del Norte para hacer frente a enfermedades contagiosas como el coronavirus tiene prioridad para proteger a las élites del régimen en Pyongyang y no está equipado para tratar a sus ciudadanos locales, dijo un médico de Corea del Norte que desertó a Corea del Sur.

Choi Jung-hoon, que ahora es profesor de investigación en el Instituto de Investigación de Políticas Públicas de la Universidad de Corea en Seúl, dijo que Corea del Norte está haciendo “un gran alboroto” sobre el virus porque su sistema de atención médica no es apto para tomar las medidas necesarias para contenerlo.

Choi dijo que las instrucciones para tomar medidas sanitarias y de cuarentena del líder norcoreano Kim Jong Un se transmiten a los líderes locales. Pero, apuntó que, hay problemas para implementarlos a nivel provincial porque las instalaciones médicas rudimentarias están mal equipadas y la infraestructura médica se centra en Pyongyang.

Prioridad Pyongyang

“El propósito de combatir las enfermedades contagiosas es diferente en Corea del Norte en comparación con otros países”, dijo Choi. “En Corea del Sur o Estados Unidos, las medidas se toman para la salud y seguridad de sus ciudadanos. Pero en Corea del Norte, se da prioridad a los principales miembros del gobierno en Pyongyang”.

Choi estaba a cargo de implementar medidas para contener las enfermedades contagiosas en la unidad de saneamiento de la Oficina de Ferrocarriles de Chongjin antes de desertar a Corea del Sur en 2012.

Comenzó a trabajar allí después de estudiar medicina clínica en la Universidad de Medicina de Chongjin en la tercera ciudad más grande de Corea del Norte, Chongjin, que se encuentra en la provincia nororiental de North Hamgyong.

Medidas de cuarentena

Corea del Norte ha tomado medidas para evitar que el coronavirus mortal ingrese al país a medida que aumenta la cantidad de casos confirmados y muertes rápidamente en China, donde la enfermedad respiratoria de rápida propagación se reportó por primera vez en la ciudad de Wuhan. Hasta el viernes, no se conocían casos confirmados de coronavirus en Corea del Norte.

Llamando a su esfuerzo por mantener el virus a raya como una cuestión de “existencia nacional” en enero, Corea del Norte cerró temporalmente la frontera que comparte con China el 22 de enero y suspendió todas las rutas aéreas y de tren a China el 31 de enero.

Corea del Norte tomó medidas de cuarentena al prohibir que nuevos diplomáticos extranjeros ingresen al país a principios de esta semana.

El régimen también estableció varios “cuarteles generales de emergencia contra epidemias” en todo el país como “una campaña para despertar a todas las masas en el trabajo de prevenir la nueva infección por coronavirus”, dijo el miércoles la agencia de noticias coreana de los medios estatales de Corea del Norte.

Fuente: Voz de América.

Te puede interesar: El Presidente Trump está ayudando a quienes desesperadamente necesitan ayuda

videoinfo__video2.bles.com||71ed0aae4__

Ad will display in 09 seconds