Redacción BLes – Su política de cero virus implementada primeramente en Shanghái, ahora se está expandiendo hacia Beijing y otras ciudades.

Este viernes, el régimen comunista elogió su política como un arma mágica e impuso el cierre de locales públicos y otras residencias, supuestamente por el aumento de casos del virus.

Ahora Beijing tiene apartamentos, cines, gimnasios y centros comerciales bloqueados. El New York Times informó que al menos 60 edificios y muchas otras áreas están bajo un brutal y estricto control.

Así mismo, este primero de mayo los funcionarios de Beijing exigieron a los ciudadanos que cancelen cualquier viaje no esencial.

Sumado a esto, se exigió una prueba de ácido nucleico a todos los residentes en un plazo de siete días, y de acuerdo al resultado de esta prueba, se evaluará si al ciudadano se le permite acudir a lugares públicos o viajar en transporte público.

Mira el informe completo en el siguiente video

Ad will display in 09 seconds

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.