Redacción BLes– La Comisión Nacional de Salud de China informó el jueves 10 de marzo de que el 9 de marzo se registraron en la China continental 402 casos de COVID-19 de transmisión local, lo que casi duplicó el recuento diario del día anterior.

La Comisión Nacional de Salud dijo en su informe diario que la mayoría de las infecciones sintomáticas locales del miércoles se encontraron en las provincias de Jilin, Shandong, Gansu y Qingdao. En particular, se registraron 165 casos de COVID-19 en la provincia nororiental de Jilin.

Además, también hubo 126 casos de COVID-19 importados.

La zona más afectada por el último brote se encuentra en la provincia de Jilin. El 6 de marzo, la Comisión de Salud de la ciudad de Jilin anunció nuevas medidas de control de la epidemia. En consecuencia, del 7 al 13 de marzo se suspendieron todas las agencias gubernamentales, empresas e instituciones. Además, las principales escuelas primarias, secundarias y jardines de infancia cerrarían.

Zonas como el distrito de Chuanying (船营), el distrito de Changyi (昌邑), el distrito de Longtan (龙潭), el distrito de Fengman (丰满), la zona de alta tecnología y la zona de desarrollo económico de la ciudad de Jilin están incluidas en el ámbito de control de la epidemia.

El aviso también requiere que el gobierno implemente una gestión de control cerrada. Por lo tanto, la gente no puede salir a menos que sea necesario.

Hasta el 9 de marzo, se habían notificado 112.385 casos confirmados en la China continental. No hubo nuevas muertes, por lo que el número de fallecidos se mantuvo en 4.636.

 Redacción BLes

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.