Si ha estado en contacto con cibernautas chinos últimamente, es posible que se haya encontrado con un término extraño: “estar acostado”. Al igual que muchos términos de la jerga popular, “estar acostado” surgió de las generaciones más jóvenes, y concretamente de las presiones y dificultades a las que se enfrenta la juventud china.

Debido a su insatisfacción con la sociedad y a que no ven salida a su situación, muchos jóvenes chinos han optado por vivir de la forma más pasiva posible, como protesta silenciosa contra el sistema actual y el statu quo social. A este acto de protesta lo llaman “estar acostado”.

Los orígenes del movimiento “estar acostado”

El origen del movimiento “estar acostado” fue un artículo en Internet titulado “Estar acostado es justicia”, que resonó entre muchos jóvenes de China.

El autor del artículo, conocido por su nombre de usuario, “Un amable viajero”, intentaba mantener sus gastos mensuales en unos 200 yuanes (31 dólares). Solo trabaja uno o dos meses al año, actuando como cadáver (precisamente, “estar acostado”) para producciones cinematográficas en Hengdian Film and Television Studios. Aunque “Un amable viajero” hace ejercicio y viaja, en la mayoría de los aspectos de su vida insiste en gastar el mínimo dinero posible y vivir a un ritmo lento, lo que él llama “estar acostado”.

El movimiento “estar acostado” se ha extendido como un reguero de pólvora en Internet y ha recibido un gran apoyo entre los jóvenes. Los seguidores del movimiento hacen hincapié en no comprar una casa, no comprar un coche, no casarse, ni tener hijos, evitar gastos y mantener un nivel de vida mínimo.

Un fragmento de vídeo en Internet muestra a un joven acostado tranquilamente bajo un puente de carretera. Cuando un reportero entrevistó al hombre, este explicó su credo de estar acostado, con una sonrisa en la cara.

Este hombre de 35 años dijo que, cuando se graduó, había trabajado mucho. Pero su salario no podía seguir el ritmo de los precios de la vivienda, por lo que no podría permitirse un apartamento, nunca.

“Lo que es más aterrador que la pobreza es el hecho de no poder ver la esperanza”, dijo el joven. “Así que ahora que he descubierto la vida, me limitaré a ser un joven despreocupado que no lucha, ni grita, ni se queja; no me casaré, ni tendré hijos, ni compraré un apartamento. Me acostaré tranquilamente así”.

“Estar acostado”: ¿un peligro para la economía?

Lo que parecía ser una moda inofensiva entre los jóvenes rápidamente atrajo la atención del PCCh. Southern Daily publicó un artículo titulado “Es vergonzoso estar acostado. ¿Dónde está tu sentido de la justicia?”. Convoca a los jóvenes a luchar por lo que quieren. El canal económico de Hubei TV adoptó un enfoque más duro: “Está bien aceptar el destino. Pero estar acostado es simplemente inaceptable”.

Parece que este movimiento ha puesto ansioso al Partido Comunista. En China, existe un arreglo implícito entre la autoridad gobernante y los ciudadanos chinos comunes. No se permite que la gente interfiera en los asuntos públicos y se le prohíbe promover la democracia, el estado de derecho y los derechos humanos. Pero al mismo tiempo, tienen que trabajar duro para alimentar al PCCh. Si los jóvenes no producen ni gastan, esto tendrá un impacto negativo en el crecimiento económico.

Los cibernautas chinos tienen una comprensión muy profunda de este acuerdo tácito.

“El Partido Comunista permite que la gente se burle de sí misma por ser explotada y robada, pero de alguna manera estar acostado es un problema. Todo se debe a que estar acostado señala las injusticias en nuestra sociedad”.

También hay cibernautas que interpretan estar acostado de esta manera: “Así es como la gente acepta su realidad y la falsa prosperidad que los rodea. Dejan de convertirse en tontos luchadores y avanzan sin cargas, sin violencia y sin cooperar con las autoridades”.

La filosofía detrás de “estar acostado”

La generación más joven representa el futuro de la familia y la sociedad. Muchos de los mileniales chinos que participan en el movimiento de “estar acostado” provienen de la generación de los “pequeños rosados”, preparados para pensar de acuerdo con el marco del PCCh y la cultura del Partido. También solían creer que el amor por el Partido era equivalente al amor por su país.

Ahora, incluso entre estos pequeños rosados, muchos han reconocido la verdadera naturaleza del Partido Comunista y han comenzado a pensar de forma independiente, eligiendo estar acostado como un método de protesta dentro de sus capacidades.

También le recomendamos: El régimen chino tramó las catastróficas inundaciones en China, denuncia empresario (Video)

Ad will display in 09 seconds

[BENEFICIO COMUNIDAD BLES.COM: 81% DE DESCUENTO en VPN – NAVEGA MÁS SEGURO QUE NUNCA con SURFSHARK – CLICK AQUÍ]

Al adoptar temporalmente esta perspectiva aparentemente negativa, estas personas se niegan a cumplir con el PCCh para evitar ser esclavos o explotados. De hecho, son más abiertos y positivos que muchas personas que siguen habitualmente al Partido. Se están liberando del confinamiento de su educación partidista y están ganando la independencia.

Han pasado casi 100 años desde que se fundó el PCCh. En estos cien años, generación tras generación de chinos han sido obligados por el PCCh a entregar sus vidas y luchar hasta morir. En este momento, casi 380 millones de chinos han llegado a comprender al PCCh y han optado por renunciar al Partido Comunista, la Liga Juvenil Comunista y los Jóvenes Pioneros. Dado que muchos más jóvenes optaron por estar acostados y no cooperar con el PCCh, ¿qué significa esto?

Quizás estos jóvenes que están acostados están actuando como sepultureros del PCCh. Aunque no sean ricos ni famosos, se están liberando de ser implicados por el PCCh y caer con él, lo cual es la máxima bendición detrás de ello.

Fuente: Minghui.org

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.