Redacción BLes – Medios especializados en el tema de la ciberseguridad a nivel global, como el portal, Mandiant, aseguraron que desde septiembre del 2022, Estados Unidos se encuentra bajo asedio de un grupo comunista pro-chino, que ejerce el terrorismo cibernético.

“Dragon Bridge, es la multinacional de crimen encargada de sabotear las elecciones legislativas al Congreso estadounidense este 8 de noviembre del 2022”, dijo Mandiant, y prosiguió. “Ellos publicaron un video en inglés en varias plataformas de internet, donde aseguran poder boicotear las elecciones  norteamericanas”, explicó esta agencia de ciberseguridad. 

Es conocido que el terrorismo cibernético se enfoca en: “Cuestionar la legitimidad y efectividad de las votaciones en Estados Unidos”, agregó Mandiant. Y en este punto, es imprescindible decir, que el sistema electoral norteaméricano ha sido atacado desde el pasado.

Reseña sobre las elecciones legislativas en Estados Unidos.

Este 8 de noviembre del 2022, se llevarán a cabo elecciones de medio tiempo, o legislativas en Estados Unidos, con 34 de los 100 escaños a disputar en el Senado, para un término de seis años en el Congreso Federal de la Nación.

Este lapso de tiempo que transcurrirá entre el 3 de enero del 2023, al 3 de enero del 2029, cerrará un ciclo, donde la Clase 3, llevará a 14 demócratas y 20 republicanos al legislativo. 

Estas elecciones  están respaldadas a su vez, por dos encuentros electorales especiales en California, relacionados con el mandato de Kamalas Harris, y en Oklahoma, por los cuatros años de mandato de Jim Inhofe. 

Esta vez, seis senadores republicanos y un senador demócrata, han anunciado que no se presentarán a las reelección, sin embargo, 15 republicanos y 13 demócratas van por el segundo mandato.

Es destacable el hecho que los ganadores de estas elecciones, servirán en el 118 Congreso de los Estados Unidos, donde, desde enero del 2021, los demócratas son mayoría, con un promedio efectivo de 51 escaños en la Cámara.

Una campaña de odio diseñada para el votante medio estadounidense

La campaña promovida por los hackers chinos, está diseñada con una sutil cobertura mediática, donde los piratas aparecen como héroes frente al votante medio en Estados Unidos, realmente, intentan que los ciudadanos les vean como salvadores.

Mandiant dijo que los piratas asumen que:” La solución no es votar, sino erradicar este sistema ineficaz e incompetente”, haciendo alusión al sistema electoral norteamericano.

Las referencias al clima de odio, consustancial con la cultura de las élites estadounidenses, según la teoría comunista, las alegorías a la guerra civil en Estados Unidos, como símbolo de división estatal, son partes de esta campaña que trata de demostrar un clima de deterioro político en el país.

El FBI ha identificado varios grupos pro-comunistas que sabotean el sistema norteamericano de relaciones públicas, entre ellos destaca el grupo APT 41, que se visibiliza también con el nombre paralelo de Barium, pero responde a intereses chinos.

Barium, según Mandiant, combina el ciberespionaje dentro de la industria médica, de defensa, medios de comunicación, y la esfera automotriz.

Por otra parte, se supo que Dragon Bridge, hackeó una cuenta de Radio Free Asia, y culpó del hecho a “piratas estadounidenses”.  

En la misma línea de Mandiant, la firma de ciberseguridad, Record Future, reveló que el partido comunista chino, es el artífice de la campaña maliciosa en redes estadounidenses que culpa a “piratas norteamericanos”.

“El objetivo es dividir a los votantes para que parezcan una elecciones típicas de Estados con institucionalidad de baja calidad, exponiendo al sistema electoral frente a los ciudadanos del país”, aseguran los expertos. 

La Agencia de Seguridad Nacional (NSA) de Estados Unidos, identifica ataques cibernéticos contra sitios sensibles.

La firma de ciberseguridad, Palo Alto Networks, en un informe al gobierno de Estados Unidos, dijo que alrededor de 600 casos en territorio estadounidense  son sistemas que ejecutan un tipo de software vulnerable, que los piratas han explotado.

Asegura que por lo menos el número de infraestructura hackeada es de cinco y en aumento, donde los piratas roban contraseñas con el objetivo de interceptar información confidencial.

La unidad 42 de Palo Alto Networks cree que los hackers intentan desviar datos claves de algunas empresas norteamericanas, sobre todo en el sector de la defensa.

“Este adversario ha atacado agresivamente a organizaciones en los Estados Unidos, sobre todo industria de defensa y tecnología”, dijo Ryan Olson, vicepresidente de la división 42 de Palo Alto, al canal CNN.

Y agregó:”Si bien estamos aprendiendo más sobre el impacto de estos ataques, instamos a las organizaciones a parchear rápidamente los sistemas vulnerables y seguir las recomendaciones, para saber si han sido comprometidas su información”, dijo Olson.

Por José Rangel – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.