Redacción BLes– Una organización sin ánimo de lucro que dio dinero de los contribuyentes para que una organización estatal china estudiara los virus, aplaudió al principal asesor médico del presidente por descartar que la pandemia fuera de laboratorio.

Los beneficiarios de la subvención de la Alianza Ecosanitaria (EHA) en el Instituto de Virología de Wuhan valoraron muy positivamente la declaración de Anthony Fauci de que el virus PCCh era un fenómeno natural y no un experimento de laboratorio que salió mal al principio de la pandemia.

Según el Washington Examiner, esta era la posición del instituto basada en más de 3.230 páginas de correos electrónicos obtenidos a través de la Ley de Libertad de Información.

“Sólo quería dar las gracias personalmente, en nombre de nuestro personal y colaboradores, por dar la cara públicamente y afirmar que las pruebas científicas apoyan un origen natural del COVID-19 (virus PCCh) a partir de un contagio entre murciélagos, y no de una liberación en el laboratorio del Instituto de Virología de Wuhan”, dijo el presidente de la EHA, Peter Daszak, en un correo electrónico fechado el 18 de abril de 2020, en la página 1.150.

Daszak describió al clínico como un héroe estadounidense cuyas opiniones pro-Pekín son profundamente respetadas en el Instituto de Virología de Wuhan.

“Desde mi punto de vista, sus comentarios son valientes y, viniendo de su voz de confianza, ayudarán a disipar los mitos que se están tejiendo en torno a los orígenes del virus”, dijo.

Le recomendamos: Los OSCUROS VÍNCULOS de FAUCI con el LABORATORIO de WUHAN

Ad will display in 09 seconds

De hecho, el instituto estaba tan satisfecho con el trabajo de Fauci para influir en el gobierno de Joe Biden que se ofreció a recompensarle con un trato especial una vez finalizada la pandemia del virus PCCh.

“Una vez que termine esta pandemia, estoy deseando darle las gracias en persona y hacerle saber lo importantes que son sus comentarios para todos nosotros”, dijo Daszak.

Fauci se alegró mucho de saber que el PCCh estaba satisfecho con su trabajo.

“Peter: muchas gracias por tu amable nota”, respondió en un correo electrónico fechado el 19 de abril de 2020 en la página 1.150.

Las observaciones se produjeron años después de que EcoHealth Alliance obtuviera 3,4 millones de dólares en subvenciones de los Institutos Nacionales de Salud, y proporcionara al instituto el dinero para estudiar los coronavirus de los murciélagos entre 2014 y 2019.

Fauci afirmó anteriormente que había visto pruebas científicas que demostraban que el virus PCCh era absolutamente el resultado de un virus animal transmitido a los humanos.

“Hace poco se realizó un estudio… en el que un grupo de virólogos altamente cualificados en materia de evolución examinó las secuencias de allí, y las secuencias de los murciélagos a medida que evolucionan”, dijo en una declaración anterior. “Las mutaciones que se necesitaron para llegar al punto en el que se encuentra ahora son totalmente consistentes con un salto de especie de un animal a un humano”.

El confeso partidario del Partido Demócrata aclaró después que era “muy probable” que el virus PCCh se produjera de forma natural, antes de admitir finalmente que “no estaba convencido” de que el virus procediera de un animal, según National Review.

La EHA ha sido muy crítica con la cobertura de los principales medios de comunicación que reflejaron positivamente la anterior administración de Donald Trump.

En otro correo electrónico dirigido a Fauci, Daszak culpó a Fox News de poner en el punto de mira su estudio sobre el virus PCCh. Afirmó que el reportero había preguntado al entonces presidente Trump sobre un pasante de laboratorio infectado que supuestamente había propagado el virus después de regresar a casa.

Aunque el ex presidente no respondió directamente a la pregunta, fueron los primeros comentarios de alto nivel sobre las operaciones de EHA en el laboratorio de Wuhan.

Daszak fue interrogado recientemente por intentar influir en la opinión pública para que no se produjera una teórica filtración en el laboratorio. El principal punto de controversia fue una carta que supuestamente orquestó con varios científicos para rechazar la posibilidad de un accidente en el laboratorio.

Aunque su argumento se basaba en pruebas insuficientes para demostrar la teoría de la fuga en el laboratorio, no reveló que existía un conflicto de intereses antes de firmar la carta. Al final, el tiro le salió por la culata y dio lugar a una mayor cobertura mediática no deseada sobre un posible escenario de fuga en el laboratorio.

Oliver Cook – BLes.com