Redacción BLes – Durante una sesión de la Asamblea General de la ONU en abril de 1974, el exlíder del partido comunista chino, Deng Xiaoping, hizo controvertidas declaraciones.

Afirmó que China no era una superpotencia, y que si un día se convirtiera en una, el mundo debería unirse para derrocarlo.

Según el exlíder comunista, la riqueza de los países desarrollados y la pobreza de los países en desarrollo son el resultado de la política de saqueo colonialista e imperialista, pero tales declaraciones resultan controversiales viniendo de un régimen comunista. 

Mirando la historia del comunismo, se puede ver cómo la revolución violenta se usó para robar la propiedad privada para el beneficio de los funcionarios de alto rango privilegiados y sus familias. 

Debido a todas las tragedias que ocasionó y sigue haciéndolo, el mundo debe unirse para eliminar al perverso partido comunista chino, que acecha a la humanidad, tal como paradójicamente anunció su antiguo líder.

Les compartímos el video con las palabras del exlíder chino

Ad will display in 09 seconds