Redacción BLes – Desde que el Partido Comunista se impuso en el poder en China en 1949, siempre buscó homogeneizar el modo de pensar y actuar de los ciudadanos.

Para llevar a cabo su plan utilizó el área de entretenimiento y así imponer una imagen positiva sobre el Partido Comunista.

El Departamento Central de Propaganda del Partido Comunista Chino siempre se ha encargado de esto, pero en los últimos años se han puesto muy exhaustivos en revisar y elegir la programación y producción para China.

El mes pasado, la Federación de Radio y Televisión, y la Asociación de Servicios de Programas Audiovisuales de Redes de China, anunciaron nuevas regulaciones para crear contenido de entretenimiento.

Ahora en la televisión, la radio, los libros e incluso internet, está prohibido promover la religión o alguna creencia espiritual.

Según el sitio web, Silent Tip, a todos los actores, directores y demás involucrados en la producción y filmación se les exige demostrar -entre comillas- una orientación política correcta y promover los valores socialistas. De lo contrario no serán transmitidos en el país asiático.

Cabe aclarar que en China sí existen religiones, pero para que puedan ser ejercidas, deben ser ajustadas y reguladas por el mismo régimen comunista, de lo contrario son perseguidas severamente e incluso difamadas.

Mira el informe completo en el siguiente video

Ad will display in 09 seconds

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.