Redacción BLes – “La escasez de gasolina que paraliza al país desde mayo”, ha obligado a decenas de productores venezolanos a reducir su área de cultivo, dijo al New York Times el agricultor Joandry Santiago.

La industria agrícola se encuentra al borde del colapso, amenazando con “más hambre y malnutrición” a una población donde el 50% no llega a comer tres veces al día, añadió el productor que se vio obligado a abandonar sus cultivos. “Todo se perdió”, concluyó.

La rica Venezuela, que cuenta con las mayores reservas del planeta de petróleo, se ha ido volviendo incapaz siquiera de suministrarse combustible a sí misma, debido a la corrupción de la industria petrolera y la pobre gestión de los gobiernos chavistas.

 [CLICK AQUÍ PARA DESCARGAR LA APP DE BLES]

La falta de gasolina comenzó por evitar que los agricultores pudieran transportar sus frutas y hortalizas a los mercados, y ha acabado impidiendo que se siembren los nuevos cultivos.

Una pérdida casi imposible de reemplazar

Economistas advirtieron, según el diario neoyorquino, que esto provocará una enorme caída en la producción de alimentos, que será casi imposible de reemplazar con alimentos del extranjero.

Largas filas en Caracas para entrar a las tiendas a comprar los alimentos básicos.
Largas filas en Caracas para entrar a las tiendas a comprar los alimentos básicos.

Asimismo, analistas denunciaron que Maduro no deja de socavar el sector privado del país, con sus políticas de control de precios, expropiaciones y malversación de fondos sancionada por el Estado.

“El colapso es exponencial”, determinó el presidente de la principal asociación agrícola de Venezuela (Fedeagro), Aquiles Hopkins. “La única posible explicación es que al gobierno simplemente no le importa”, enfatizó.

Anaqueles vacíos en las tiendas de Venezuela.
Anaqueles vacíos en las tiendas de Venezuela.

La escasez de combustible ha sido la gota que colmó el vaso, en una Venezuela incapaz de producir o importar lo necesario para satisfacer la demanda de los consumidores, y los expositores de alimentos vacíos son una consecuencia de todo esto.

Cabe recordar que en abril de 2018, Hopkins, alertaba de la producción agrícola venezolana se había reducido drásticamente en un 75%. “Estamos abasteciendo aproximadamente entre el 20 y el 25% del consumo nacional”, explicó el portavoz según VOA.

Políticas económicas erróneas

Las causas de la destrucción del aparato productivo se atribuyen a las políticas económicas que rigen en Venezuela desde hace por lo menos 18 años.

 [CLICK AQUÍ PARA DESCARGAR LA APP DE BLES]

“Un cambio rotundo en la política agrícola del país, aquí hay que devolver al sector privado el espacio que algún momento ocupó, flexibilicemos los controles de precio, con el control de precio el pueblo no va comer más barato, al contrario, flexibilicemos el control cambiario”, explicó Hopkins.

“Las empresas no pueden trabajar a pérdida por tiempo indefinido, necesitan un flujo de caja para poder operar, y ahorita con la hiperinflación y la falta de insumos las empresas van cerrando sus puertas”, concluyó Carlos Larrazabal, presidente de la Federación de Cámaras y Asociaciones de Comercio y Producción de Venezuela (Fedecamaras).

Le puede interesar: ¿Por qué un gobierno querría herir y dañar a personas que no están en contra de él ni de nadie más?

videoPlayerId=8af324729

       

Video Destacados