Redacción BLes– El legendario presentador de radio, Rush Limbaugh, calificó la convención demócrata de “desastre oscuro y húmedo, poco inspirador, nada edificante”, en el que los participantes perdieron el rumbo.

“Era obvio que la gente del lado Demócrata estaba tan envenenada con odio personal hacia Donald Trump que habían perdido toda la racionalidad. Habían perdido toda la razón de lo que estaban tratando de lograr”, comentó Limbaugh en su programa habitual. 

Limbaugh también sostiene que ante el desempeño que tuvieron, los demócratas tendrán miedo de que la campaña del presidente estadounidense Donald Trump pueda superarlos.

“Trump va a superar el rendimiento”, aseguró Limbaugh en este sentido.

Además, Limbaugh enfatizó sus puntos de vista sobre la convención demócrata a través de varios tuits. 

En uno de ellos escribió: “Escuché a Elizabeth Warren o Bernie Sanders o cualquiera de los otros 61 oradores anoche en la Convención Demócrata, y no oí a nadie feliz por nada”.

“Creo que los demócratas están muy nerviosos. Es por eso que han inventado esta conspiración sobre la oficina de correos para que tengan una excusa incorporada para protestar cuando pierdan. Creo que saben que lo harán”, fue otro de los tuits de Limbaugh.

“No voy a permitir que la acusación contra Steve Bannon me distraiga como si estuviera distrayendo a todos los demás del desastre que fue la convención demócrata del miércoles por la noche”, agregó también, aludiendo a la detención del exasesor de la Casa Blanca.

Por otro lado, para el columnista del New York Post, Michael Goodwin, el candidato presidencial demócrata, Joe Biden, logró pronunciar su discurso de aceptación del cargo, lo que parecía una hazaña frente a los recurrentes errores cometidos en intervenciones anteriores.

“En cuanto al contenido real del discurso, fue más sencillo que elevado, y las ideas fueron presentadas en simples y claros contrastes. Luz vs. oscuridad, esperanza vs. miedo, casi siempre en frases cortas”, describió Goodwin. 

Asimismo, consideró inadmisible que Biden regresara a su sótano, en referencia al lugar donde el demócrata pasa mayor parte de su tiempo, proyectando que el país no se podría dirigir solo encerrado en la Casa Blanca, en caso de que llegue a la presidencia. Que debía desplegar la actividad de alguien que propone sus ideas ante la nación, como lo han hecho todos los candidatos modernos, tal como lo menciona el New York Post.

Jose Hermosa – BLes.com