Redacción BLesEl presidente del Consejo de la Unión Europea (UE), Charles Michel, indicó durante una entrevista que tras el fracaso que significó la retirada de Estados Unidos de Afganistán, se manifestó con mayor evidencia la necesidad de que el bloque europeo “debe generar una mayor autonomía” en materia geopolítica, señalando además su interés por lograr un acercamiento hacia el régimen comunista chino. 

Charles Michel, dijo el miércoles 8 de septiembre que estaba conmocionado por la retirada Estados Unidos de Afganistán, organizada por el presidente Joe Biden, la cual se llevó a cabo con “muy pocas, si es que hubo alguna, consultas con sus socios europeos”, lo que llevó a la máxima autoridad de la UE a determinar que el bloque deberá buscar una mayor independencia.

“La crisis afgana solo refuerza y ​​solidifica una convicción que he mantenido durante un tiempo y que comparto con muchos otros. Es la idea de la autonomía estratégica europea, que tiene como objetivo reforzar nuestra capacidad de influencia de acuerdo con nuestros intereses y valores y al mismo tiempo haciendo hincapié en nuestra capacidad para actuar“, dijo el político belga al Groupe d’Études Géopolitiques.

Michel dijo que si bien Estados Unidos y la Unión Europea comparten valores fundamentales, dijo que está “claro” que ha surgido una divergencia en la implementación de estos valores.

Además, Michel compartió su preocupación por la incapacidad de la UE de proporcionar “la asistencia necesaria para evacuar a sus ciudadanos y los afganos que los apoyaron” sin la ayuda estadounidense.

Acorde a lo expresado durante la entrevista, Michel sintió suma preocupación e impotencia al ver que mientras las tropas estadounidenses se retiraban de Afganistán, la UE no podía retirar a ciudadanos europeos de forma independiente y sin el respaldo de Estados Unidos, a pesar de que el bloque está compuesto por veintisiete naciones, varias de las cuales están entre las principales potencias mundiales.

Para comprender la “autonomía estratégica” de la que habló Michel, será fundamental estudiar la forma en que la UE comienza a tratar con la China comunista.

De hecho, la UE ya viene buscando desde hace mucho tiempo profundizar las relaciones comerciales con el régimen comunista de Beijing, que incluso superó a Estados Unidos como su principal socio comercial el año pasado.

A comienzos de año, la Unión Europea acordó con el régimen chino un gran pacto de inversiones, que finalmente se suspendió luego de una inesperada serie de sanciones de ojo por ojo entre el bloque europeo y la potencia asiática. 

Michel dijo compartir los mismos valores democráticos y el mismo modelo político que Estados Unidos, pero también admitió la necesidad y el interés de generar su propia estrategia con China, independientemente de su relación con el resto de Occidente y Estados Unidos. 

En este sentido Michel dijo que la UE no será “rehén” de la rivalidad entre Estados Unidos y China, y aseguró que deberán cooperar con el régimen en temas como el cambio climático y la crisis por la pandemia provocada por el coronavirus de Wuhan.

Si bien Michel no dio mayores detalles de cómo se llevará a cabo el acercamiento a China, sí dejó en claro que el desastre de Afganistán despertó su interés por generar mayor independencia del bloque respecto a la toma de decisiones de cuestiones asociadas al poder geopolítico mundial. 

Andrés Vacca – BLes.com